Arte fuera del mercado

Artbo, Espacio Odeón Intensivo y el Salón Nacional de Artistas representan múltiples maneras de abordar el arte en la escena cultural de Bogotá. La relación de estos certámenes con el comercio y los discursos artísticos se analizan en este artículo.

Una de las obras presentes en la edición número 15 de la Feria Internacional de Arte de Bogotá (Artbo). Mauricio Alvarado

Este año Artbo cumple 15 años desde su primera edición en el año 2004, cuando surgió como un programa de la Cámara de Comercio de Bogotá “en respuesta al creciente interés empresarial por las industrias culturales y creativas y en atención particular al sector de las artes plásticas”, como afirman sus gestores. Desde entonces ha crecido hasta ser considerada por algunos la feria más importante de la escena artística bogotana, así como un referente latinoamericano. Esto no es sorpresa si se tiene en cuenta el enorme trabajo de construcción de marca que ha realizado desde su primera edición.

Hoy es desproporcionada la visibilidad que se le da a la feria de arte, tanto en medios de comunicación y publicidad como con el voz a voz de agentes culturales que afirman cada vez con mayor certeza que Artbo está marcando el ritmo del arte en la ciudad. Sin embargo, ¿puede un evento dedicado primordialmente a la comercialización de arte ser el termómetro para medir el desarrollo cultural de la ciudad y del país?

Un espacio dedicado desde sus cimientos a la comercialización de arte no puede ser el norte de los nuevos artistas, y mucho menos el formador del público en general. En un país que pide a gritos nuevas formas de leerse, conocerse y entenderse es urgente ampliar el espectro con nuevas dinámicas alrededor del arte. Esto no solo como una forma de saberse en la escena nacional e internacional, sino como espacios que propicien la formación de públicos fuera de las lógicas del mercado.

En medio del barullo de la megaferia, otros dos eventos se toman la ciudad para desarrollar propuestas alternativas en torno al arte.

Espacio Odeón Intensivo

Entre el 14 y el 22 de septiembre, este proyecto experimental llega al centro histórico de la ciudad por segunda vez, por primera con entrada libre. Desde su primera edición hace un año y después de siete años de realizar una feria, Espacio Odeón Intensivo se presenta este año como un escenario para aproximar a los públicos a nuevas dinámicas alrededor del arte contemporáneo.

“Sentíamos que la escena de esta semana tenía mucho enfoque en el mercado y nos pareció importante dar visibilidad a otro tipo de procesos y prácticas artísticas que se alejaran de los formatos tradicionales”, afirma Tatiana Rais, directora de Espacio Odeón.

En esta versión, la acción y el movimiento toman protagonismo a través del performance, proyecciones, talleres de danza y acciones en espacio público. Además, como parte de su programación, el 14 de septiembre se inaugurará la exposición Tanto que me hablaste del futuro, ¿cuál futuro?, que incluye obras de artistas nacionales e internacionales que buscan cuestionar el mundo en el que vivimos, a la vez que proponer nuevas formas de vivir y habitar el planeta.

“La labor de estos espacios, no solo de Odeón, sino de otros espacios independientes e instituciones culturales, es la formación de públicos”, afirma Rais. Por eso, Espacio Odeón tienen un programa público fijo durante todo el año, enfocado en laboratorios, charlas y encuentros alrededor del arte. Estos espacios permiten al público relacionarse con las prácticas artísticas desde otras perspectivas y a partir de ahí entender el arte contemporáneo.

Así mismo, este año Espacio Odeón es una de las ocho sedes del 45.º Salón Nacional de Artistas.

El Salón Nacional de Artistas

Luego de 13 años de viajar por distintas partes del país, este año el Salón Nacional de Artistas (SNA) regresa a Bogotá, entre el 14 de septiembre y el 4 de noviembre. Además, celebra 79 años de historia desde su creación. Desde su primera edición en 1940 y hasta su versión número 31, la capital había sido su sede principal. Sin embargo, por cuenta de las discusiones dentro de la escena artística de la época, la necesidad de descentralizarlo fue imperativa

Asimismo, este año el SNA está pensado como un espacio que busca descentralizar el escenario artístico en torno a lo comercial, según afirma Alejandro Martín, su director artístico: “Artbo se ha posicionado internacionalmente como la institución artística colombiana y, aunque han hecho muy bien su trabajo, las ferias son todas prácticamente iguales, y su manera de mostrar el arte, para mí, es algo que debemos pensar, así como superar esta idea de que el arte (hoy) solo suceda allí”.

“Al revés de la trama” es el principio de provocación bajo el que funcionará el SNA. Asimismo, alrededor de esta propuesta curatorial gravitarán ocho proyectos más, con obras que van desde el performance, el componente editorial, muestras de instalación y cómic y propuestas con un contenido político fuerte con los colectivos TransHistoria y La Usurpadora.

Ciento cincuenta artistas tienen como escenario el centro histórico de la capital. Los lugares serán la Biblioteca Nacional de Colombia, el Cementerio Central, la plaza de las Nieves, la plaza de la Concordia, el parque de la Independencia, el parque de los Periodistas, la plazoleta principal de la Tadeo, la plaza de Bolívar, el Eje Ambiental, la Universidad Javeriana y el Jardín Botánico.

Sin duda, espacios como Odeón Intensivo y el Salón Nacional de Artistas fomentan el intercambio de experiencias alrededor del arte fuera de las lógicas de la comercialización, una acción que requerimos para el fortalecimiento cultural y artístico del país. Sin embargo, hay deudas con el arte que no quedarán saldadas con la escasa oferta. Un escenario culturalmente rico requiere de la multiplicidad de escenarios, actividades, eventos, agentes e instituciones culturales desde las cuales se repiensen los órdenes preestablecidos bajo los cuales están fundadas las ferias de arte tradicionales.

882311

2019-09-21T20:00:00-05:00

article

2019-09-21T20:00:01-05:00

faraujo22_102

none

Stefanny Gutiérrez

Cultura

Arte fuera del mercado

22

6007

6029

 

Murió el crítico de literatura Harold Bloom

El Greco, profeta de la modernidad

contenido-exclusivo

La soledad del gigante

El café después del amor