Familiares celebran decisión

Maria Fernanda Perdomo, hija de la ex congresista Consuelo González de Perdomo agradeció al Gobierno por el respaldo a la propuesta del presidente, Hugo Chávez.

Maria Fernanda Perdomo, hija de la ex congresista Consuelo González de Perdomo agradeció al Gobierno por el respaldo a la "Operación Transparencia" propuesta por el presidente, Hugo Chávez.

Perdomo, se expresó feliz por la decisión del gobierno del presidente Álvaro Uribe, que autoriza iniciar la operación para recuperar a su madre, a Clara Rojas y a su hijo Emmanuel, los tres secuestrados que quedarán en libertad por decisión de las Farc.

"Ahora quedamos a la espera de las llamadas que nos hagan desde los gobiernos de Colombia o Venezuela para saber a cual lugar debemos acudir para recibir a mi mamá". "Lo más importante es recibir a mi mami en el menor tiempo posible", señaló María Fernanda

Mientras, Iván Rojas, hermano de Clara Rojas calificó de "buena" la fórmula de Chávez para liberar a sus familiares y manifestó su deseo de que la liberación se produzca directamente en Villavicencio y no en Venezuela.

El ex presidente colombiano, Ernesto Samper también celebró la decisión del ejecutivo y aconsejó que esta operación "debería ser acompañada militarmente por Colombia".

El ex funcionario aclaró que para autorizar la "Operación Transparencia", el presidente, Álvaro Uribe no había consultado con la Comisión de Relaciones exteriores de la cual él hace parte.

Por su parte Juan Carlos Lecompte, ex esposo de Íngrid Betancourt aseguró que el presidente Uribe, estaba en la obligación de autorizar la operación para liberar a los secuestrados, porque "el mundo entero lo está mirando".

El ex esposo de Betancourt pidió igualmente a Uribe que permita a Chávez retomar la mediación con las Farc, puesto que la guerrilla "sólo tiene oídos" para el gobernante venezolano, dijo.

Mientras, Fabrice Delloye, esposo de Betancourt dijo que la "presión" sobre Uribe para que dé permiso a la operación se incrementó tras la rueda de prensa ofrecida este miércoles en Caracas por el presidente venezolano, Hugo Chávez.

Al presidente Uribe "le interesa" dar luz verde a la operación para liberar a Clara Rojas, su hijo Emmanuel, y la ex legisladora Consuelo González de Perdomo, porque el "mundo entero tiene la vista" puesta en Colombia, insistió Delloye.

Según Delloye la operación para recoger a los rehenes presentada por Chávez "puede parecer complicada, pero es muy simple", pues la presencia de la comunidad internacional garantizaría la seguridad"de los rehenes y la "transparencia" de la operación.

Por su parte el ecuatoriano Gustavo Larrea, delegado por el Gobierno de Quito para integrar una comisión que vigilará la liberación, dijo que confía en que la entrega suceda este jueves mismo.

"Aspiramos a llegar al sitio del canje mañana mismo y poder, en la noche de este jueves, entregar a los rehenes a sus familias", dijo Larrea, aunque precisó que los delegados están dispuestos a "esperar el tiempo que sea necesario para que los rehenes sean entregados a la comisión internacional".