ELN propone acuerdos entre FF.MM. y guerrilla para evitar confrontaciones

Alias 'Gabino', máximo jefe del ELN, propuso buscar acuerdos "para evitar derramamiento de sangre y muertes innecesarias en las regiones donde se da la confrontación".

Nicolás Rodríguez Bautista, alias ‘Gabino’, plantea la posibilidad de que el Eln deje las armas. /EFE

El jefe máximo de la guerrilla ELN, Nicolás Rodríguez, propuso una serie de "acuerdos" a militares y policías de rangos medios para evitar la confrontación y "muertes innecesarias" en medio del conflicto armado que azota a Colombia desde hace más de medio siglo.

"Todas las estructuras del ELN tienen disponibilidad de entrar en relación con oficiales y suboficiales de las FF.MM. (Fuerzas Militares) que permitan hacer acuerdos que eviten la confrontación directa y (por) la protección de la población", dijo Rodríguez en un mensaje a los uniformados publicado en el sitio www.eln-voces.com.

"Busquemos acuerdos para evitar derramamiento de sangre y muertes innecesarias en las regiones donde se da la confrontación, mientras llega el cese bilateral de fuego y hostilidades", añadió el líder del ELN, grupo rebelde que adelanta diálogos preliminares con el gobierno de Juan Manuel Santos para instalar una mesa de negociación de paz.

"Gabino", como es apodado Rodríguez, dijo que los acuerdos entre mandos militares y guerrilleros pueden incluir: no reprimir a pobladores para conseguir información, no usar a la población como "escudos de protección" o incluso determinar áreas por las cuales los batallones puedan moverse sin que "haya confrontación armada".

Según Rodríguez, los mandos guerrilleros se comprometen además a mantener la confidencialidad de las identidades de los uniformados que lleguen a acuerdos con ellos.

El Ejército de Liberación Nacional (ELN, guevarista) y el gobierno de Santos anunciaron en junio de 2014 que adelantaban diálogos preliminares de paz para establecer una mesa de negociación paralela a la instalada hace más de dos años en Cuba con las Farc. 

Las Farc, que adelantan un cese al fuego unilateral desde fines del año pasado en Colombia, reclaman una tregua bilateral, en una idea que comparten con el ELN, pero a la que el presidente Santos se opone por considerar que los rebeldes la aprovecharían para fortalecerse.

Sobre el proceso con el ELN, el sábado Santos dijo que aún "falta un camino por recorrer" antes de que se materialice la mesa de negociación. El ELN es la segunda guerrilla de Colombia y cuenta con unos 2.500 combatientes, frente a los 8.000 que el gobierno estima militan en las filas de las Farc. 

Colombia vive un conflicto armado que ha involucrado a guerrillas de izquierda, paramilitares de derecha, agentes del Estado y narcotraficantes, y que ha dejado más de 220.000 muertos y 5,3 millones de desplazados, según cifras oficiales. 

 

últimas noticias

Opinión: Nombrar la memoria

Falsos positivos: 10 años esperando justicia