Esperanza de paz

Las delegaciones se sentarán hoy en la mesa a acordar asuntos logísticos. Mañana en la tarde se hará la instalación oficial de los diálogos.

La delegación del Gobierno: Jorge E. Mora, Luis Carlos Villegas, Sergio Jaramillo, Humberto de la Calle, Frank Pearl, Elena Ambrosi, Alejandro Éder y Lucía Jaramillo. Óscar Naranjo y Jaime Avendaño se unirán a ellos en Oslo.  / Gabriel Aponte
La delegación del Gobierno: Jorge E. Mora, Luis Carlos Villegas, Sergio Jaramillo, Humberto de la Calle, Frank Pearl, Elena Ambrosi, Alejandro Éder y Lucía Jaramillo. Óscar Naranjo y Jaime Avendaño se unirán a ellos en Oslo. / Gabriel Aponte

Si no hay contratiempos de último minuto, las delegaciones del Gobierno y las Farc, encabezadas por Humberto de la Calle e Iván Márquez respectivamente, iniciarán hoy en Oslo la segunda fase del proceso de negociación con miras a lograr un acuerdo que ponga fin al conflicto armado en el país. A puerta cerrada, las partes se sentarán a pactar los temas logísticos y la manera como se llevará a cabo la instalación oficial de los diálogos, prevista para mañana en la tarde, y el mismo funcionamiento de la mesa en La Habana (Cuba), dentro de unas dos semanas.

“Bajo el liderazgo del presidente Santos, salimos ahora (...) lo hacemos con esperanza y con optimismo moderado. No queremos crear falsas expectativas, pero sí creemos que hay elementos estructurales que permiten abrigar la esperanza de que traeremos buenas noticias para Colombia”, dijo De la Calle ayer hacia las 3:30 de la tarde, antes de abordar en la base militar de Catam el avión que lo llevaría a Oslo, en compañía de otros miembros negociadores del Gobierno: Sergio Jaramillo, Frank Pearl, Jorge Enrique Mora, Luis Carlos Villegas, Alejandro Éder, Lucía Jaramillo y Elena Ambrosi.

Una media hora antes, desde Cuba se informó que la delegación de las Farc también había partido hacia la capital noruega. Además de Iván Márquez, viajaron los voceros principales: Rodrigo Granda, Andrés París y Marco Calarcá, acompañados de unas 20 personas entre delegados suplentes y personal de apoyo técnico. Lo que sí quedó descartado es la presencia de la guerrillera holandesa Tanja Nijmeijer, aunque las Farc, en un comunicado, ratificaron su participación como negociadora: “La fecha de vinculación de Tanja al escenario de las conversaciones se dará en el curso de la semana que va del 21 al 27 del presente mes”.

Según De la Calle, la fase dos del proceso que hoy se inicia —concluida ya la etapa exploratoria— apunta a la terminación del conflicto y a lograr la desmovilización de la guerrilla con el propósito de que se convierta en una fuerza política. Es claro, insistió, en que no habrá despeje ni cese de operaciones militares. “Esta no es una negociación tradicional. No se trata de que el Estado entregue una serie de competencias suyas a cambio de las ideas de las Farc. Eso no sería, entre otras cosas, digno”, aseguró.

“La fase dos tiende a la finalización del conflicto y el comienzo de una etapa de transformación social en Colombia, a la cual concurrirán —si esa es la decisión de la guerrilla— tanto ella como el Estado para el logro de esa paz que los colombianos anhelan. Creo sinceramente que hay condiciones para lograr un resultado eficaz y favorable”, enfatizó De la Calle.

El vocero del Gobierno en las negociaciones les pidió a los periodistas discreción, teniendo en cuenta que las experiencias pasadas, de exceso de difusión y de intervención en los medios, terminaron afectando la marcha de los procesos de paz. “Queremos un proceso sereno, serio, tranquilo. Eso no quiere decir que no vaya a haber información, la habrá (...). Hemos acordado con las Farc unos procedimientos para brindar información, pero lo haremos de manera oportuna y sencilla, cuando realmente sea necesario”, concluyó.

 

últimas noticias

Ruta de protección a líderes sociales