Gobierno cuestiona falta de voluntad de paz del Eln

Las autoridades ofrecen $50 millones de recompensa para hallar a los responsables del crimen. Se complica instalación de diálogos en Ecuador.

Se complica cada vez más el inicio de una mesa formal de paz con el Eln para buscar el fin del conflicto, cuya fecha original de instalación era el 27 de octubre en Quito (Ecuador), donde las sillas seguirán vacías mientras esa guerrilla no libere al político chocoano Odín Sánchez. A esta circunstancia se suman ahora los recientes atentados perpetrados por esa guerrilla en el país.

El domingo, por ejemplo, se conoció del asesinato de los patrulleros de la Policía, Mario Javier Gutiérrez y John Alexander Velásquez Parra, en inmediaciones del corregimiento El Charte, entre Aguazul y Yopal (Casanare). El director general de Tránsito y Transportes de la Policía, general Ramiro Castrillón, expresó que las investigaciones preliminares apuntan a que los autores del crimen sean miembros del Eln.

El sábado, el grupo irregular atacó el oleoducto Transandino, en Nariño, muy cercano a una escuela, y a finales de octubre, en Arauca, guerrilleros del frente ‘Domingo Laín’ asesinaron a dos conductores de camión, en la vía entre los municipios de Fortul y Tame.

Sin duda, tres episodios muy cercanos que le hallan la razón al ministro del Interior, Juan Fernando Cristo que sobre esta serie de hechos afirmó que “el Eln está demostrando que no tiene voluntad de paz. Está generando la incredulidad del país frente a la verdadera decisión que tenga de renunciar al uso de la violencia”. Tanto así, que el propio jefe negociador de paz con esa guerrilla, Juan Camilo Restrepo dijo sobre el atentado del oleoducto que “este es el tipo de gesto antihumanitario, que además de censurable, no habla claro de quienes dicen querer iniciar un proceso de paz”. Irónicamente, el Eln saludó ayer el nuevo acuerdo al que se llegó en La Habana con las Farc, pero aún así, no han mostrado avances en torno a la liberación del excongresista Odín Sánchez para instalar la mesa formal, como lo ha exigido el gobierno.

Sobre el hecho del sábado, ha habido avances para dar con los responsables del asesinato de los dos patrulleros. Ya se conocenlos retratos hablados, de un hombre y una mujer, que serían los presuntos asesinos y por quienes, según confirmó el director general de Tránsito y Transporte de la Policía, general Ramiro Castrillón, se está ofreciendo una recompensa de $50 millones.

De los patrulleros se sabe que Velásquez Parra llevaba 11 años en la institución, mientras queGutiérrez Gutiérrez llevaba 10. Javier Gutiérrez, padre de este uniformado, le dijo a a Caracol Radio que su hijo “era una excelente persona, no tenía vicios de ninguna clase, de hecho ni la cerveza le gustaba. Era cumplidor del deber, en una sola frase, una persona íntegra en todos sus sentidos”.

El 2 de noviembre, en entrevista concedida a este diario, el jefe negociador del Eln, Pablo Beltrán, aseguró que estaban dispuestos a dejar de secuestrar y de atentar contra la infraestructura “porque esas son consecuencias de una guerra que queremos que cese (...), pero así como el Gobierno hace sus acciones, nosotros hacemos las nuestras. Así que tiene que hacerse un pacto de cese al fuego que le dé al alivio que requiere la sociedad”.

 

últimas noticias

JEP recibe informes sobre secuestro político

El Caguán quiere borrar el estigma de la guerra