Finalizado cese al fuego con Eln, aumenta riesgo humanitario para civiles: Cerac

El Centro de Recursos para el Análisis de Conflictos publicó su reporte final sobre el cese al fuego bilateral y temporal entre el Gobierno y la guerrilla.

Víctor de Currea-Lugo

Pasadas menos de 72 horas desde que finalizó el cese el fuego bilateral y temporal entre el Gobierno y el Eln, el Cerac (Centro de Recursos para el Análisis de Conflictos) dio a conocer este viernes un reporte final sobre sus resultados. 

El informe destaca que, por primera vez en la historia del país desde que surgieron las diferentes guerrillas, Colombia vivió los primeros 100 días sin combates entre ellas, teniendo en cuenta que las Farc dejaron las armas desde que inició la implementación del Acuerdo Final de Paz. 

A su vez, el Cerac resaltó que durante la tregua no se registró ningún ataque contra la infraestructura pública por parte del Eln. Lea más: Secretario general de la ONU confía en que se restablezca el cese al fuego con el Eln

Sin embargo, aunque el reporte afirma que no se presentaron ofensivas de la fuerza pública que violaran los compromisos del cese, la guerrilla cometió ocho violaciones al mismo. Durante estas murieron 14 personas, ninguna de ellas integrante de la fuerza pública o combatiente del Eln, sino civiles.

Cinco de estos hechos ocurrieron en los últimos 41 días del cese, entre ellos combates entre el Eln y grupos posFarc y las Autodefensas Gaitanistas de Colombia, así como presiones a comunidades indígenas para continuar con los cultivos ilícitos.

Además, se registraron 12 eventos violentos en los que se señala al Eln como responsable, pero que aún no cuentan con la corroboración por parte de las autoridades. Entre ellos, se cuenta el asesinato de Alfonso Pérez Mellizo, en Cauca, y Rogelio Granada, en Chocó, y el reclutamiento forzoso de una persona en el corregimiento de Murrí de Vigía del Fuerte, Antioquia. Le puede interesar: UE pide "rápida reanudación" de los diálogos con el Eln

Así mismo, el Cerac informó sobre 21 acciones que no han sido atribuidas al Eln, pero que se han presentado en zonas con presencia del grupo guerrillero por lo que, según indica el reporte, “es altamente probable que puedan tener alguna responsabilidad”.

A pesar de estos actos, asegura el organismo, el cese al fuego entre el Gobierno y la guerrilla trajo “enormes beneficios en términos de la reducción de la inseguridad y el riesgo humanitario”.

Sin embargo, desde el 10 de enero, día en que se dio por finalizado el cese al fuego, el Eln perpetró en apenas tres días un total de “cuatro ataques a la infraestructura petrolera, en Arauca, Boyacá y Casanare; tres ataques a la fuerza pública en Arauca, en los que murieron dos policías y un soldado, y resultaron heridos dos soldados. Además, el Eln participó en un combate contra el Clan del Golfo, en el Chocó, que dejó 300 civiles confinados”. Lea también: Países garantes del proceso de paz con el Eln pidieron a las partes reiniciar los diálogos

El reinicio de actividades violentas representa un aumento “muy alto” al riesgo humanitario, en especial para la población civil de las zonas del Pacífico nariñense, Arauca y Chocó, precisa el informe. 

De la misma manera, agrega, aumenta el riesgo de seguridad de forma “extrema e inminente” para la producción y actividades económicas en las zonas de influencia de la guerrilla.  

últimas noticias