“La adopción es un derecho de los niños, no de los adultos”: Viviane Morales

Desde que fue avalada la adopción para personas del mismo sexo la senadora inició una cruzada para que, vía referendo, esta posibilidad solo sea habilitada para familias compuestas por un hombre y una mujer

La senadora Viviane Morales encabezará en la legislatura que empieza un debate espinoso. Con el respaldo de 1.740.000 firmas presentó un proyecto de ley de referendo para cerrar la puerta que abrió la Corte Constitucional para que las parejas del mismo sexo puedan adoptar. En entrevista con El Espectador sostiene que la Corte tomó esa decisión para congraciarse con algunos sectores de la opinión, que la adopción es un derecho de los niños y no de los adultos, por lo tanto no se puede usar este argumento para permitir que lo hagan parejas homosexuales y advierte que la base de la democracia es la voluntad de las mayorías y esto debe rescatarse. La discusión de esta iniciativa se convierte en el regreso de su esposo Carlos Alonso Lucio a la arena política, será el vocero del referendo y lo tendrá que defender en el Congreso. (Lea: Referendo para prohibir la adopción gay llega al Congreso)  
 
Cuando en el mundo se está dando una apertura para los derechos de la población LGBTI, ¿por qué radica usted este referendo?
 
Lo radico porque recogimos 2.300.000 firmas y la Registraduría avaló 1.740.000, luego es una iniciativa ciudadana. Un mandato ciudadano que busca convocar al pueblo colombiano a que vote un referendo para que la adopción de los niños sea solamente por parejas heterosexuales, tenía que ser presentado para cumplir con todos estos trámites. Los procesos de las iniciativas ciudadanas son largos y dispendiosos, estamos cumpliendo con todos los pasos que la ley señala para cumplir con un referendo constitucional. 
 
¿Qué plantea este referendo?
 
Que la adopción es un mecanismo de protección de los niños por medio del cual se pueden adoptar por parte únicamente de parejas conformadas por un hombre y una mujer. De acuerdo con la misma definición que dio la Constitución en el artículo 42 sobre familia (La familia es el núcleo fundamental de la sociedad. Se constituye por vínculos naturales o jurídicos, por la decisión libre de un hombre y una mujer de contraer matrimonio o por la voluntad responsable de conformarla).
 
¿Pero cuál es la explicación para que no esté de acuerdo con que haya adopción por parte de parejas del mismo sexo?   
 
El mecanismo de protección busca reestablecer el derecho, devolverle a la persona lo que ha perdido. Cuando un niño está sin papá y mamá y en estado de vulnerabilidad se busca es que el Estado le devuelva lo que perdió: el papá y a mamá, es decir un hombre y una mujer. (Lea aquí: "Referendo contra adopción igualitaria sería un retroceso para el país": Kenneth Burbano)
 
¿En un país como Colombia, donde hay muchos niños por adoptar, no está bien que estén en un hogar sin importar cómo se compone este?
 
¿Usted sabe cuántas parejas heterosexuales han solicitado niños en adopción en los últimos 10 años? 17.500 ¿Sabe a cuántas se les han concedido niños en adopción? A 9.700. Quiero que en esta discusión parta de la verdad, de hechos reales e incuestionables. Hay muchísimas más parejas solicitando niños en adopción, que niños por adoptar. Los que se han quedado sin adoptar es porque el Instituto Colombiano de Bienestar Familiar (Icbf) se ha demorado en el trámite tres y hasta cinco años. Por trámites burocráticos se han quedado fuera de un hogar compuesto por un hombre y una mujer. 
 
¿Entonces la responsabilidad por esos niños que no son adoptados es del ICBF?
 
Es que son mentiras que a fuerza de repetición se dan por verdad y por eso es importante dar un debate serio. La mayor parte de los niños que tienen dificultades para adoptar están entre 14 y 18 años o tienen hermanos, son cerca de 5000, y obviamente frente a ellos el Estado tiene que implementar otro tipo de políticas, pero no me vengan a decir que la solución de esos niños es se les va abrió el universo para que otros tipo de parejas diferentes a las heterosexuales adopten. Las parejas homosexuales no llegan al 1%. Esa la solución esa es una falacia.
 
¿No sería más fácil tramitar una ley que facilite el proceso de adopción?
 
Acá estamos haciendo una convocatoria a la soberanía popular, que sea el pueblo que decida, porque la Corte Constitucional por una mayoría de seis magistrados está tomando una decisión por encima de los que piensa el país. Estamos buscando es que la interpretación y definición de este tema la haga el pueblo colombiano que es sobre el que radica la soberanía popular, no la Corte Constitucional.
 
Usted ha sido muy crítica de la decisión de los magistrados. ¿Cuál es su argumento?
 
Algo claro es que la decisión de la Corte Constitucional es muy pobre desde el punto de vista jurídico y desde el punto de vista fáctico. Con base en unos sofismas jurídicos dice que como mecanismo de protección de los niños se abra el universo de familias que pueden adoptar. Eso es fácilmente rebatible y lo vamos a hacer en el Congreso. La Corte ha fallado para congraciarse con ciertos sectores de la opinión y no ha fallado con base en la realidad jurídica y sociológica de nuestro país.
 
¿Una de las críticas al referendo es que busca imponer el pensamiento de las mayorías aplastando a las minorías?
 
La democracia tiene que rescatarse como la voluntad de las mayorías, con el respeto de los derechos de las minorías. En este caso, debe quedar claro que la adopción no es un derecho de los adultos, es un derecho de los niños que no tienen hogar. En ningún tribunal del mundo la adopción es un derecho fundamental de los adultos, las minorías tienen sus derechos y deben respetarse, pero la democracia sigue siendo la manifestación de la voluntad de las mayorías. ¿Cómo se escoge Presidente? Pues por mayorías o ahora van a pretender que sea presidente el que perdió por ser minoría.