Angelino no logró conjurar el paro judicial

Aunque hubo avances, la reunión del vicepresidente con Asonal no llegó a feliz término y se mantendrá la parálisis de la rama judicial.

El vicepresidente Angelino Garzón no logró conjurar el paro de los trabajadores de la rama judicial que ya completa 17 días.

Aunque se esperaba que Garzón lograra acercar al Gobierno y a Asonal judicial fue poco lo que consiguió  el alto funcionario en la reunión de este viernes en la vicepresidencia.

La conclusión final del encuentro es que se mantiene el paro y no se llegó a un acuerdo para terminar con el cese de actividades.

La nivelación salarial exigida por los trabajadores no se ha logrado porque aunque la idea del Gobierno es extender por 15 años esa posibilidad, los trabajadores piden que ese proceso sea en menos de 3 años.

Sobre el tema, el jueves el vicepresidente dijo que los sindicatos en Colombia deben trabajar de manera unida y organizada para lograr más oportunidades para los trabajadores.

De hecho, consideró que el Gobierno no puede pretender dialogar con la guerrilla y no sentarse a negociar con los trabajadores de la rama judicial.

El paro judicial tiene represadas más de 45 mil capturas diarias, denunció el director de la Dijin, general Carlos Ramiro Mena, quien advirtió que la policía no bajará la guardia contra la criminalidad.

Según él, seguirán adelante con las capturas, a pesar de que las decisiones judiciales no lleguen a tiempo para poner a los delincuentes tras las rejas.