Correa llegará a Bogotá acompañado por cuatro ministros

Los jefes de cartera de Defensa, Seguridad Interna, Política y Relaciones Exteriores estarán presentes en un diálogo con Santos.

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, viajará a Bogotá para participar en la ceremonia de investidura del nuevo mandatario colombiano, Juan Manuel Santos, acompañado de los ministros de Relaciones Exteriores, Defensa, Seguridad Interna y Externa, y Política, informó hoy el Gobierno.

La comitiva oficial partirá este sábado a Bogotá sobre las 11:00 a.m., desde la Base Aérea del aeropuerto de Quito.

Después de la ceremonia de investidura, Correa prevé mantener un encuentro bilateral con Santos, para dialogar sobre el avance en el proceso de normalización de relaciones diplomáticas entre los dos países, según un comunicado de la Cancillería en Quito.

Además, el domingo, el canciller ecuatoriano, Ricardo Patiño, sostendrá una reunión con María Ángela Holguín, designada canciller por Santos.

Por el momento se desconoce la agenda en Bogotá de los ministros ecuatorianos de Defensa, Javier Ponce; de Seguridad Interna y Externa, Miguel Carvajal; y de Política, Doris Soliz.

La comitiva oficial también la integran el encargado de negocios de Ecuador en Colombia, Andrés Terán, y el prefecto de la provincia fronteriza de Carchi, René Yandún.

Desde septiembre del año pasado, Ecuador y Colombia llevan adelante un proceso de diálogo directo para recomponer los lazos diplomáticos, rotos desde marzo de 2008, tras una incursión militar colombiana a territorio ecuatoriano, donde las Farc habían instalado un campamento clandestino.

De momento, ambos países han logrado, a través del diálogo, designar a sus respectivos encargados de negocios y agregados militares, aunque el nombramiento de los embajadores está supeditado al avance de las conversaciones y a la solución de ciertos temas pendientes relacionados con el ataque.

El 1 de marzo de 2008, el Ejército colombiano bombardeó y luego ingresó a un punto de la selva amazónica ecuatoriana, conocido como Angostura, donde las Farc tenían el campamento ilegal.

Dos días después, Ecuador rompió su relación diplomática con Colombia, al considerar que el ataque, ejecutado sin aviso ni permiso, había violado su soberanía territorial.

En esa operación fallecieron unas 26 personas, entre ellas el entonces portavoz internacional de las Farc, alias Raúl Reyes, el ecuatoriano Franklin Aisalla y cuatro universitarios mexicanos.

Para recomponer plenamente la relación diplomática, Ecuador ha planteado a Colombia varios "requisitos mínimos" que incluyen la entrega de información sobre el ataque de Angostura y de los ordenadores que las tropas colombianas dicen haber encontrado en ese sitio, presuntamente pertenecientes al abatido Reyes.

Ecuador también reclama, entre otros, un aporte del Gobierno de Bogotá para mejorar la atención a los miles de colombianos refugiados en territorio ecuatoriano, así como un mayor control militar de Colombia en su lado de la frontera, para evitar el paso de grupos irregulares.