Bancada uribista se rebela y aprueba el proyecto a favor de las víctimas

<p>A pesar del desacuerdo del Gobierno Nacional, la oposición y la mayoría de la bancada uribista aprobaron el proyecto de ley para la protección a las víctimas de violaciones de Derechos Humanos y del Derecho Internacional Humanitario.</p>

Aún así, su aprobación final sólo se logró gracias a una reunión entre los partidos políticos y el ministro del Interior, Carlos Holguín Sardi. Esta iniciativa da garantías a las víctimas, al considerarlas existentes de manera individual o colectiva por haber sufrido daños de parte de terceros.

En desarrollo del debate, la primera en rebelarse fue la misma presidenta del Congreso, Nancy Patricia Gutiérrez. Ella se hizo partícipe del proyecto y logró que se aprobara que los recursos que los paramilitares declaren en Estados Unidos sean devueltos y formen parte del fondo para la reparación de las víctimas. Y a la vez que se permita a los afectados por grupos armados el acceso a los procesos judiciales iniciados en otros Estados.

La misma ley no exime al Estado de la responsabilidad de averiguar y sancionar a los culpables de las violaciones a los derechos fundamentales de los colombianos. La responsabilidad fiscal dentro del proyecto le fue retirada al Gobierno Nacional. Los recursos que entren al Estado por concepto de extinción de dominio, a partir de la entrada en vigencia de esa normatividad, serán para el Fondo de Reparación de las Víctimas.

Esta normatividad, que es de autoría del senador liberal Juan Fernando Cristo, busca también la creación del Fondo de Reparación para los Afectados, de un Voluntariado Civil y del Centro de Memoria Histórica.

Así mismo, se oficializará el día Nacional de Solidaridad con las víctimas de la violencia y desarrollar la Coordinación General y la vigilancia de todas las demás entidades del Estado que tengan a su cargo la atención de este tema.

"El Congreso había tramitado leyes para amnistía, perdón, inclusión, pero nunca para proteger a las víctimas (...) esta es la primera vez que el país se preocupa más por proteger a las víctimas y no por cuidar los beneficios de los victimarios", aseguró Cristo.

El legislador liberal durante el debate pidió al Gobierno no hacer terrorismo fiscal para evitar la aprobación del proyecto, puesto que el gasto de la iniciativa es menos de lo que cree el Gobierno Nacional.

Si la votación en el Senado es favorable, faltarían dos debates en la Comisión Primera de la Cámara de Representantes y su posterior discusión en Plenaria de la Corporación, para finalmente convertirse en ley.

Este proyecto ahora pasará a la comisión primera de la Cámara para hacer trámite en dos debates que aún le faltan en la corporación.

Temas relacionados