Avanza ley que facilita el acceso laboral a los mayores de 50 años

Le ley de ‘último empleo’ genera incentivos para las empresas que reintegren laboralmente a las personas en esas edades.

Las empresas y entidades ya no tendrán excusas para no vincular a personas mayores de 50 años, a quienes equivocadamente consideran ‘viejos’.

La comisión tercera de la Cámara de Representantes aprobó en primer debate la Ley de Último Empleo, iniciativa del Partido Liberal.

La norma ofrece incentivos y promueve la reintegración laboral de personas mayores de 50 años que, por su edad, han sido “injustamente excluidas” del mercado laboral colombiano y que buscan una oportunidad para alcanzar una pensión.

“El proyecto ofrece una serie de beneficios tributarios a empresas que contraten personas mayores de 50 años. Dichos beneficios tienen que ver con la deducción del 12 por ciento sobre el total de los pagos laborales realizados durante el período gravable a estos trabajadores y del 12 por ciento del impuesto sobre la renta”, explicó el director del Partido Liberal, el representante Simón Gaviria Muñoz.

A estas deducciones tributarias tendrán derecho todas las personas naturales o jurídicas cuyos activos no excedan los 5 mil salarios mínimos legales mensuales vigentes y cuenten con menos de 50 empleados, según lo señala el proyecto de ley.

También, se reviven los descuentos que se habían ofrecido a los empleadores que se acogieran a la Ley de primer empleo y que por cuenta del desmonte de los parafiscales en la Reforma Tributaria habían quedado sin efecto.

Empleo de Emergencia

En el proyecto, Simón Gaviria también propone la creación del Empleo de Emergencia, que da herramientas al Gobierno Nacional para permitir que en tiempos de crisis se impulse la generación de ingresos en las zonas del territorio colombiano que se vean afectadas por imprevistos.

El “Empleo de Emergencia” creará un esquema de contratación de mano de obra mediante el cual se realizarán y ejecutarán actividades de rehabilitación y construcción de vivienda e infraestructura, mejora de áreas públicas y demás actividades conexas o complementarias que se requieran para la recuperación social, económica y ecológica de las zonas afectadas.

El proyecto señala que tendrán prioridad al “Empleo de Emergencia” madres o padres cabeza de familia afectadas por la situación de desastre Nacional declarada.