Cárcel o combate, las opciones que dio el Gobierno a los frentes de las Farc ‘rebeldes’

El ministro del Interior (e), Guillermo Rivera, dijo que no hay información precisa frente a la posibilidad de que varios frentes de la guerrilla no se desmovilicen, como lo advirtió el procurador Alejandro Ordóñez.

La latente posibilidad de que varios frentes de las Farc no se desmovilicen, como lo advirtió el procurador Alejandro Ordóñez Maldonado, llevó al Gobierno a hacer varias advertencias sobre el mismo proceso de desmovilización. (Lea: El reciclaje de la guerra)

Cárcel o combate son las opciones que les dejó el ministro del Interior (e), Guillermo Rivera, a los guerrilleros que decidan no entregar sus armas y regresar a la vida civil de acuerdo a lo pactado entre el Gobierno y la cúpula guerrillera en La Habana.

“El presidente Juan Manuel Santos ha sido muy claro en que quienes no se acojan a lo que se acuerde en La Habana sólo tendrán como opciones la cárcel o ser dados de baja por la Fuerza Pública”, dijo.

De hecho, la advertencia precisa a los frentes guerrilleros que no se acojan a los acuerdos de Cuba es que serán sometidos a la justicia ordinaria y no al mecanismo de justicia transicional que se pactó como herramienta judicial diferencial para las Farc.

Frente a la posibilidad de que el séptimo frente de las Farc tampoco se desmovilice, de acuerdo a la advertencia del procurador Alejandro Ordóñez Maldonado, el ministro dijo que esa información precisa no se tiene confirmada por el Gobierno. (Lea: Procurador advierte que el Frente Séptimo de las Farc tampoco se va a desmovilizar)

Al respecto, este viernes el Estado Mayor del Bloque Oriental de las Farc se pronunció a través de un comunicado público sobre la situación particular del Frente Primero que anunció esta semana que no entrará en el proceso de paz y no dejará las armas. (Lea: Farc expulsan a comandantes del Frente Primero que se declararon en disidencia)

La decisión es que quienes se declararon en disidencia no pertenecen más a las Farc y actúan por voluntad personal y sólo representan una minoría dentro del Frente Primero.

“Las decisiones se adoptan por mayoría y son de obligatorio cumplimiento para todos. La forma democrática de solucionar las diferencias internas impide por tanto la conformación de disidencias de cualquier orden”, señala el documento.