Centro Democrático dice que "sí envió una comunicación a la ONU"

Hasta ahora, según el gobierno nacional, ninguna autoridad ha sido notificada de la radicación de una denuncia ante el Consejo de Derechos Humanos en Ginebra, Suiza.

Después de que este diario publicara un artículo en el que quedaba claro que ninguna autoridad colombiana había sido notificada de una supuesta denuncia del Centro Democrático ante el Consejo de Derechos Humanos de la Organización de Naciones Unidas, el excandidato a la vicepresidencia por ese partido, Carlos Holmes Trujillo, envió una nota aclarando varios puntos mencionados en dicho artículo.

Lo primero que afirma Holmes es que “el director del partido, Óscar Iván Zuluaga , sí dirigió una comunicación al Consejo de Derechos Humanos de la ONU” y que “en dicha comunicación pone en conocimiento del Consejo una serie de hechos presuntamente violatorios de derechos consagrados en la Declaración Universal de Derechos Humanos, el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos y la Convención Americana de Derechos Humanos”

También, insistió, como lo hizo al ser cuestionado en la mencionada nota, en que el partido de oposición no revelará el acervo probatorio de la comunicación que habría dirigido Zuluaga a la ONU, pues “el Centro Democrático respetará los procedimientos del Consejo de Derechos Humanos; en tal virtud, se respetará la confidencialidad”.

En el artículo, publicado este domingo en las versiones impresa y digital de este diario, se hizo alusión a los diversos derechos que, de acuerdo con información conocida por este diario y consultada con el propio uribismo, habían sido vulnerados supuestamente por el gobierno colombiano. (Leer Las quejas del uribismo y los ofrecimientos del Gobierno).

También, la nota hizo referencia a las molestias que dicha comunicación causó en la Casa de Nariño y cómo, a través del consejero para los Derechos Humanos de la Presidencia, el gobierno de Juan Manuel Santos ofreció garantías al uribismo e, incluso, cómo puso su despacho a disposición de Holmes para que tramitara judicial y disciplinariamente las denuncias que, según afirma el Centro Democrático, fueron radicadas en Ginebra (Suiza), sede del Consejo de Derechos Humanos de la ONU.