¿Cómo será el protocolo cuando lleguen los colombianos de Wuhan?

hace 11 mins
Este lunes se debaten en la Cámara

¿“Cerco” al Congreso por objeciones a la Estatutaria de la JEP?

Versiones señalan a Jorge Mario Eastman, secretario de la Presidencia, de estar llamando a congresistas de la U para que no asistan a la sesión. Él lo niega rotundamente.

La discusión sobre la JEP en la opinión pública está al rojo vivo. Unos la defienden, otros piden cambios. / Cristian Garavito

Del tema solo se habla en voz baja; sin embargo, en Twitter, el senador Iván Cepeda, del Polo, fue quien alertó sobre lo que estaría pasando: “Como dijo Germán Vargas Lleras: para los congresistas, el Gobierno tiene la zanahoria (mermelada) y la Fiscalía el garrote para evitar que se vote contra las objeciones a la Ley Estatutaria de la JEP. Ya están promoviendo el ausentismo para que el lunes no haya quórum en la Cámara”.

La denuncia se suma a la columna del exvicepresidente, el domingo pasado en El Tiempo, en la que advirtió que el Plan Nacional de Desarrollo se logró aprobar gracias al ofrecimiento de puestos a congresistas de Cambio Radical. “La opinión pública debe saber que, desde la Presidencia de la República, siguiendo órdenes que espero no sean del presidente sino de algún lambón con iniciativa, los señores Luis Lorduy y Andrés Betancur, que despachan desde la Casa de Nariño y se presentan como consejeros políticos, han llamado sin descanso a senadores y representantes de Cambio Radical, y seguramente de otros partidos, a convenir qué grado de participación aspiran tener en el Gobierno”, escribió.

(Puede leer aquí los detalles de la denuncia del exvicepresidente Germán Vargas)

Los rumores están a la orden del día. John Jairo Cárdenas, representante a la Cámara de la U, contó que desde Gobierno están contactando a los congresistas de su colectividad para pedirles que no asistan a la sesión del lunes, para deshacer el quórum y afectar las mayorías que ya anunciaron su rechazo a las objeciones. “El doctor Jorge Mario Eastman está dedicado a llamar a los congresistas de la U; por ejemplo, a la doctora Mónica Valencia, a quien el consejero presidencial llamó y ella se comunicó con el secretario del partido, Álvaro Echeverry, para comunicarle lo que está ocurriendo. El mensaje es elemental y contundente: que no asistan el lunes. Ya podrá imaginarse que la sugerencia es que los van a recibir en Palacio, donde ofrecen, al menos, un buen tinto”, detalló.

El Espectador conoció los nombres de 11 representantes que, según fuentes dentro de la U, habrían sido buscados telefónicamente desde la Casa de Nariño. Sin embargo, ninguno de los mencionados admitió haber hablado con funcionarios de la Presidencia. En todos los casos reconocieron que habían escuchado del rumor. “Sí he oído que desde el viernes han estado llamando, pero a mí, en lo personal no me consta”, señaló un parlamentario. “A mi directamente no me han llamado, sé que sí lo hicieron con un colega”, refirió otro, eso si, advirtiendo que no está dispuesto a dar nombres de los contactados. “La estrategia es clara: sabotear el quórum, ya que, de no poderse votar la ponencia mayoritaria, se daría por negada. El tiempo está jugando a favor del Gobierno”, recalcó otro legislador.

(Así están las cuentas en la Cámara para debatir las objeciones a la JEP)

Ante la acusación directa de Cárdenas, el propio Jorge Mario Eastman, secretario general de la Presidencia, salió a responder. “No es verdad, no tengo nada qué decir. Revisé con la gente de Presidencia y nadie desde Palacio ha realizado esas llamadas. No sé quién estará detrás ni cuál es la intención de regar estas versiones, pero lo que sí puedo decir es que nadie del Gobierno ha hecho llamadas para pedir que los congresistas no asistan. Al contrario, creemos que este es un tema que debe ser ampliamente debatido. Al único que llamé  fue al presidente de la U, Aurelio Iragorri, para aclararle que no es cierta esa versión de que estoy llamando a congresistas. Es absolutamente falso: ni yo, ni nadie de este Gobierno está haciendo eso”, le dijo a este diario. Y ya el viernes pasado, en declaraciones para Caracol Radio, la vicepresidenta, Marta Lucía Ramírez, había asegurado que jamás se han comunicado con algún congresista para pedirle que salve las objeciones.

Pero lo que es innegable es la tensión que se vive horas previas al debate en la Cámara sobre las objeciones a la Ley Estatutaria de la JEP, citado para mañana, lunes. Esta semana, un grupo de representantes a la Cámara y de senadores —integrantes todos de la comisión encargada de presentar la ponencia— fue invitado por el embajador de los Estados Unidos, Kevin Whitaker, a un desayuno privado en su residencia. Todo fue en completa reserva e incluso se habló de un pacto para no revelar el contenido del encuentro. Sin embargo, la reunión se filtró a los medios y algunos de los asistentes relataron que el diplomático manifestó su inquietud por el posible rechazo del Congreso a las objeciones, pues esto afectaría el tratado de extradición entre los dos países. De igual manera, se conoció que Whitaker también convocó a magistrados de la Corte Constitucional para hablar del tema, pero los togados se molestaron por considerar que se podría entender como una injerencia en temas nacionales y declinaron la invitación.

(Congresistas dicen que embajador de EE.UU les pidió aprobar las objeciones a la JEP)

Y para cerrar el “cerco” al que se han enfrentado los congresistas, es evidente la activa participación del fiscal general, Néstor Humberto Martínez, en todo el debate. Como dicen en los mentideros políticos: es el jefe de debate de las objeciones. Fue él quien acudió ante las bancadas de Cambio Radical y los partidos Liberal, Conservador y de la U; quien habló a los militares y quien defendió los reparos presidenciales en la audiencia pública que se realizó hace siete días en el Congreso. “Martínez lleva dos semanas metido día y noche en el Capitolio impulsando dos proyectos anticorrupción e intercediendo por el Gobierno. Su presencia es muy intimidante, pues en su iniciativa se eliminaría la casa por cárcel para funcionarios públicos”, relató un legislador.

Cuentan incluso que el fiscal ha tenido fuertes enfrentamientos con los más duros opositores del gobierno Duque en esta materia, como el senador Roy Barreras, con quien habría discutido en tono elevado en la reunión con la bancada de la U. De hecho, algunos comentan que Barreras pasa por días difíciles tras recibir la noticia de que Pedro Medellín, un acérrimo contradictor suyo, acaba de ser nombrado director de la Escuela Superior de Administración Pública (ESAP), entidad considerada fortín político del congresista vallecaucano; y para completar, dos días después de ese nombramiento, el CTI realizó un allanamiento a la sede de la entidad educativa. Algo similar le estaría ocurriendo a Luis Fernando Velasco, senador liberal al que asocian con las Unidad de Servicios Penitenciarios y Carcelarios (Uspec), cuya exdirectora, María Cristina Palau, fue capturada esta misma semana por presuntos hechos de corrupción. “Hay una presión muy fuerte con temas judiciales contra nosotros y nuestras familias si negamos las objeciones”, murmuró otro congresista con molestia.

849062

2019-04-06T20:00:00-05:00

article

2019-04-08T10:42:59-05:00

amolano_1273

none

Alfredo Molano Jimeno / @AlfredoMolanoJi

Política

¿“Cerco” al Congreso por objeciones a la Estatutaria de la JEP?

68

8625

8693