Una alianza de El Espectador y Mutante.org

hace 2 horas

Ante Corte Constitucional demandarán nuevo Código de Policía

El senador Alexánder López aseguró que la norma afecta de forma injustificada libertades públicas y derechos fundamentales.

Referencia / Archivo EFE.

Por considerar que reprime de forma injustificada aspectos fundamentales de los ciudadanos, el Senador Alexander López Maya -del Polo Democrático- anunció que demandará ante la Corte Constitucional el nuevo Código de Policía aprobado por el Congreso de la República.

“No aceptamos en este Código el allanamiento sin orden judicial, las detenciones arbitrarias y menos la afectación a la protesta social. Demandaremos ante la Corte Constitucional las disposiciones del nuevo Código de Policía que afectan las libertades públicas y los derechos fundamentales”, sostuvo López.

De acuerdo con el congresista, la Constitución ha señalado que sólo un juez puede determinar la privación a la libertad a una persona, pero ahora, según lo aprobado, se permitirá detener arbitrariamente a cualquier ciudadano o ciudadana alegando ejercer un procedimiento policivo.

“Este proyecto le otorga facultades correctivas a la Policía Nacional que implican sanciones de decomiso, detención de personas, registros, suspensión de actividades y otros, que pueden conducir a medidas de carácter administrativo desproporcionadas que afecten de forma grave los derechos fundamentales de los ciudadanos sin el adecuado control judicial ni el monitoreo del Ministerio Público, (gran ausente de este código de ley)”, explicó el senador al insistir en que con la norma se le están entregando facultades excesivas a una entidad policial profundamente cuestionada por abusos.

Para López es claro que los ciudadanos no requieren medidas represivas sino reformas para mejorar la crisis social actual. “La figura del Traslado por protección que contiene este proyecto, implica un alto riesgo de abuso policivo que compromete el derecho fundamental de la libertad personal y el Habeas Corpus. Se ordenan disposiciones inconstitucionales que comprometen la autonomía individual y viabilizan las detenciones arbitrarias como procedimiento policivo, tema crítico del proyecto”, concluyó.