Crece el optimismo en Colombia

A pesar de que la mayoría de los encuestados creen que en el país las cosas están empeorando, hay un incremento inusual en el número de personas que piensan que mejoran.

La última encuesta del año de la firma Gallup Poll muestra una considerable mejoría en el ánimo de los colombianos. En los últimos años siempre crecía el pesimismo, pero en esta ocasión los datos revelan un inusual aumento del número de personas que creen que la situación del país está mejorando.  (Lea la ficha técnica de la encuesta)

La última encuesta del año de la firma Gallup Poll muestra una considerable mejoría en el ánimo de los colombianos. En los últimos años siempre crecía el pesimismo, pero en esta ocasión los datos revelan un inusual aumento del número de personas que creen que la situación del país está mejorando.

También sorprende que en medio del debate por la reforma tributaria aumente en cinco puntos el porcentaje de encuestados que creen que la economía va bien. De igual forma, se muestra una percepción más favorable de las políticas de desempleo del Gobierno. Pero lo que definitivamente rompe la tendencia de las últimas encuestas en el país es la percepción de que el fenómeno de la guerrilla en Colombia ha mejorado. Esta vez, el 48 % de los consultados vieron con buenos ojos el tratamiento de esta problemática.

De igual forma, llama la atención que en la escala de entidades o instituciones con mayor nivel de favorabilidad, las Fuerzas Militares encabezan la lista con un apoyo del 73 % y un rechazo del 24 %. Esta situación contrasta con que en los últimos puestos de la tabla aparezcan en orden de desfavorabilidad el Congreso de la República, las Farc, el sistema judicial, los partidos políticos, el Eln y Venezuela. En este aspecto, valga señalar que las cifras para el caso de las Farc, que empezaron el proceso de paz con una opinión desfavorable de más del 90 %, hoy muestran una considerable mejoría reflejada en un 79 %, posicionadas incluso mejor que los partidos políticos, que tienen 84 % de desfavorabilidad.

La encuesta también hace una detallada radiografía sobre asuntos concretos del Acuerdo de Paz y en este aspecto resalta el pesimismo de los encuestados sobre el cumplimiento de lo pactado en La Habana. Por ejemplo, el 64 % no cree que por cuenta del acuerdo se vaya a distribuir mejor la riqueza en el campo; el 67 % considera que no va a cesar la violencia de carácter ideológico, y el 66 % no cree que se vaya a vivir un clima de mayor seguridad y tranquilidad como consecuencia de la firma del acuerdo. El pesimismo recorre los puntos del texto final de paz que versan sobre narcotráfico y verdad y reparación. El capítulo de paz cierra con una mejoría en la opinión de que las partes van a cumplir, aunque las cifras no son alentadoras: el 58 % de los consultados creen que las Farc no van a cumplir, mientras el 60 % respondió que el Gobierno sí lo hará.

Otra conclusión que arrojan las cifras de la firma encuestadora es el movimiento del panorama político del país, agitado desde octubre pasado, cuando se vivía la campaña por el plebiscito refrendatorio. Un clima que se ve reflejado en la opinión que tienen los ciudadanos de las principales figuras políticas. Por ejemplo, el colombiano con mayor favorabilidad en el país ya no es el expresidente Álvaro Uribe, quien en esta encuesta quedó relegado al segundo renglón. Su lugar lo ocupa ahora el vicepresidente Germán Vargas Lleras, quien aumentó siete puntos con respecto al sondeo anterior.

El caso de mayor ascenso es el del exalcalde de Bogotá Gustavo Petro, quien aumentó su favorabilidad en ocho puntos. En el otro extremo el exprocurador Alejandro Ordóñez sufrió un descalabro en su imagen y cayó nueve puntos. También es de destacar la aparición en el listado de los 10 políticos más importantes de Colombia del nombre del senador Juan Manuel Galán, seguido por el exgobernador de Antioquia y precandidato presidencial Sergio Fajardo. También crecen en favorabilidad los presidenciables de izquierda y derecha Jorge Robledo y Óscar Iván Zuluaga.

Particularmente, la imagen del presidente Juan Manuel Santos se mantiene estable con una opinión desfavorable del 60 % y una favorable del 35 %. Ni la firma del acuerdo, ni la entrega del Nobel de Paz, ni la audiencia con el papa Francisco lograron que las cifras a favor del mandatario colombiano repuntaran. Un panorama agridulce en el que el pesimismo es mayoritario entre los ciudadanos, pero el optimismo empieza a crecer. Esta es la fotografía de la Colombia de diciembre de 2016.