Defensa de Uribe asegura que Gaviria desinforma al relacionarlo con masacre de El Aro

Álvaro Uribe respondió a las insinuaciones que hizo César Gaviria, al acusarlo de participar en la masacre. Dijo que lo investiguen “lo que quieran”, mientras Jaime Granados, su abogado, indicó que no hay investigaciones abiertas.

EFE.

El Congreso fue escenario este martes de un fuerte cruce de palabras entre expresidentes del país. César Gaviria (1990  - 1994), planteó que la justicia del país profundice en investigaciones actuales, y cierre las que llevan varios años abiertas, como el caso de la masacre del Aro, en el que según Gaviria están involucrados el también expresidente de Colombia, en ese entonces gobernador de Antioquia, Álvaro Uribe, además de unos 50 oficiales del Ejército y la Policía.

A las acusaciones respondió el senador Álvaro Uribe, animando que continúen las investigaciones pues, asegura, en el expediente de la masacre no hay mención alguna de su participación. “A mí que me investiguen sobre el Aro y lo que quieran, quien se opone a la impunidad no puede aspirar a disfrutarla. Ojalá la opinión leyera expediente del Aro para no encontrar nada en mi contra. Qué poder tiene en la justicia quien pide que me absuelvan”, dijo el expresidente por medio de su cuenta de Twitter.

Incluso, Uribe llegó a insinuar que El Aro fue un invento que, junto al caso del hacker Andrés Sepúlveda, fue usado por el presidente Juan Manuel Santos para “robarse las elecciones”. Agregó en su respuesta a Gaviria, que mencionarlo como colaborador de ese hecho es  jugar con su honra.

En la discusión entre los dos expresidentes intervino Jaime Granados, abogado de Uribe, quien aseguró que no hay ninguna investigación sobre la masacre en la que se haya incluido a su defendido. Por esto, calificó de “desinformador” a Gaviria. Manifestó que los jefes paramilitares que se atribuyeron el crimen, han desmentido la versión con la que se pretende incriminar a Uribe.

“La reconciliación nacional a la cual invitan distintos sectores políticos no puede pretender impulsarse desde la desinformación, mostrando acusaciones inexistentes y dando a entender que el estado puede renunciar al esclarecimiento de hechos que constituyen graves violaciones de derechos humanos, pues esto atenta contra la vigencia de un orden justo, pilar esencial de nuestra Constitución”, aseguró Granados en su defensa al expresidente.

Sobre la vinculación de Uribe en el hecho se presentó a finales de mayo una discusión pues, aunque el testimonio del paramilitar Francisco Enrique Villalba, alias ‘Cristian Barreto’ (asesinado en su domicilio en 2009) indicaba que la operación tenía como objetivo el rescate de un familiar de Uribe, el expresidente aseguró que no tenía familiar alguno secuestrado para esa época y que, de hecho, en Fondelibertad no hay registro de personas secuestradas y/o liberadas en el municipio de Ituango en la época que fue perpetrada la masacre.