Durante los diálogos escaló el conflicto

Un estudio del Centro de Recursos para el Análisis de Conflictos (Cerac) revela que durante los dos años y tres meses de negociaciones de paz entre el Gobierno y las Farc se ha presentado un fuerte escalamiento de las acciones violentas y han caído más combatientes.

Al mismo tiempo se ha reducido sustancialmente la violencia contra la población civil, y la infraestructura y las actividades económicas han soportado una mayor inseguridad derivada de las acciones de la guerrilla.

El ejercicio del Cerac consistió en comparar el número y la naturaleza de las acciones violentas perpetradas por la guerrilla durante la fase exploratoria y secreta de las conversaciones con el Gobierno (del 6 de septiembre de 2010 al 17 de octubre de 2012) con los mismos indicadores de la fase pública de los diálogos (del 18 octubre de 2012 a diciembre de 2014). Entre ambas fases, el incremento de acciones violentas fue del 28%.

De acuerdo con el Cerac, los objetivos de la violencia ejercida por la guerrilla cambiaron de una fase a otra. Según el estudio, las acciones de las Farc durante la fase secreta y el período anterior consistían principalmente en ataques indiscriminados con el uso de explosivos, la mayoría de ellos contra la población civil. “Ahora, en la fase de negociación, los ataques se han concentrado contra la infraestructura energética y vial del país, y en menor nivel contra la Fuerza Pública, en comparación con el período de la fase exploratoria”.

Durante la etapa actual de las conversaciones entre Gobierno y Farc se ha reducido la victimización de civiles en 42% (149 muertes registradas, frente a 255 en el período de diálogo exploratorio). Por el contrario, los miembros de la Fuerza Pública caídos en acciones adjudicadas a las Farc aumentaron 8%. Es decir, de 276 víctimas durante los diálogos secretos, pasaron a contarse 298 en los diálogos abiertos.

Se anima el Cerac a hacer una afirmación concluyente sobre la percepción de seguridad alrededor de las conversaciones con la guerrilla: “Que la violencia contra la infraestructura y la Fuerza Pública haya arreciado durante la negociación explica el deterioro en términos de la percepción de la seguridad asociada al conflicto, que se ha presentado durante este período. Por el contrario, las mejoras en la seguridad para las comunidades y la población civil en general, como producto de una menor actividad de las Farc de tipo terrorista, no han generado un correspondiente sentimiento de mayor seguridad en la ciudadanía”. 

Temas relacionados