Tomás Uribe les sale al paso a audios con “Caya” Daza

Noticias destacadas de Política

El hijo del expresidente publicó un audio en el que habla con María Claudia Daza sobre una posible donación y el procedimiento a realizar. Afirmó, además, que el empresario del que se habla con Daza es Luis Enrique Uribe Rangel, y que al final este no donó a la campaña presidencial de Duque en 2018.

Esta semana se conocieron nuevos apartados del macrocaso de la Ñeñepolítica, entre ellos, el llamado de la Fiscalía a Nubia Stella Martínez, directora del Centro Democrático, a que rinda declaración juramentada ante ese ente. La razón de esta convocatoria serían unos audios en los que la cabeza del partido de gobierno hablaba con María Claudia Caya Daza sobre la posible entrada de dineros extranjeros a la campaña presidencial de Iván Duque.

Asimismo, por redes comenzó a difundirse un audio en el que Tomás Uribe supuestamente estaba hablando con Daza sobre el interés de un empresario para donar una plata a la campaña de Iván Duque. Ante el creciente escándalo de la Ñeñepolítica, el hijo del expresidente le salió al paso a los rumores y explicó el sentido de la conversación, además de publicar todo el audio.

Según Uribe, la conversación trata únicamente del interés de un empresario, el cual no identificó inmediatamente y a quien calificó como “una persona de reputación intachable”, para donar un dinero a la campaña presidencial de Iván Duque en 2018. La conversación en cuestión comienza con Daza contándole a Tomás Uribe sobre la insistencia de un posible donante para tener una reunión: “El amigo tuyo, ese que tiene cara de vampiro insiste en otra cita, en otra cita y en otra cita. ¿Será verdad tanta gloria? ¿Van a dar tanta plata?”.

Luego, Daza agregó que ese posible donante, al que se refieren con el apodo cara de vampiro, incluso llevó a una posible donante: “La verdad, la anterior vez vino con una señora, pero no se habló de plata. Entonces me dijo que había que llamarla y decirle ‘por ahí supe que quieres donar’ Pero eso no se maneja así”.

Posteriormente, Tomás Uribe aclaró en W Radio que el empresario al cual hace mención en la conversación con Daza es Luis Enrique Uribe Rangel, un santandereano, accionista de la compañía Servicios Financieros, y quien hace parte del grupo Santodomingo. “Es un señor muy respetado que, paradójicamente, fíjese usted, terminó donando a otra campaña y no a la del Centro Democrático ni al partido. Eso me informó mi abogado, Jaime Lombana”, insistió. Aseguró, también, que el dinero de Uribe Rangel entró a la campaña presidencial de Germán Vargas Lleras, contradictor en ese momento del hoy presidente Duque.

El hijo del exjefe de Estado, dijo que si bien él no hacía parte del cuadro directivo del Centro Democrático, fue activista en la contienda electoral de 2018, como lo ha sido a lo largo de la carrera política de su padre, y que tenía plena confianza en que los aportes a la campaña de Duque eran justificados. “Tengo total confianza, porque mire que en 2018 se acababa de aprobar la ley que penaliza los delitos electorales, que además su ponente fue el doctor Edward Rodríguez, del partido”, argumentó, agregando que por ello los políticos en aquel entonces estaban “muertos del susto” por la posibilidad de volar los topes electorales.

Ante los comentarios de Caya, Tomás Uribe le aseguró que ese asunto se trataba con la directora del partido, Nubia Stella Martínez, pero que en ese momento no estaban cortos de dinero como para necesitar con urgencia las donaciones. “Estamos en final de campaña y según le entendí a mi papá en la reunión es que no se necesita plata. Es muy bueno tenerla, pero no es la prioridad. Hay que decirles que si quieren dar plata [que] hablen con Nubia Stella y el presidente les da una cita después de elecciones”, respondió el hijo del exmandatario, que con su hermano fueron cuestionados por algunos negocios durante el mandato de su padre.

Curiosamente, al hablar del presidente, la propia Caya Daza aclaró que se trata de Álvaro Uribe y no de Iván Duque, que para ese momento estaba en plena justa electoral. “Ponlos que si quieren dar plata que con Nubia Stella y después de elecciones con mi papá”, concluyó Tomás Uribe, que se ha dedicado principalmente al negocio de la construcción.

La conversación entre Daza y Uribe siguió por cerca de cuatro minutos más, pero se desvió a otros temas, entre los que se habla de supuestas provocaciones en contra de Álvaro Uribe. Luego la conversación pasó a una esfera más personal en la que se habla de un nuevo miembro en la familia Uribe y el papel del exprepresidente como abuelo.

Hacia el final, la conversación tomó un tinte de negocios y Tomás Uribe habló del interés por un proyecto para construir un centro comercial al lado del aeropuerto. Frente a este tema, María Claudia Daza aseguró que su interés va más hacia el área de las ventas, pero está “en el lugar equivocado por tu papá, que lo quiero y lo adoro”.

Contexto

El audio de Uribe con Caya Daza se dio a conocer justo en la misma semana que se supo de un audio entre la directora del Centro Democrático, Nubia Stella Martínez, y ella, que luego de que se conocieran los primeros audios de la denominada ñeñepolítica dejó la Unidad de Trabajo Legislativo del senador Álvaro Uribe. En este se habla de una posible donación de Oswaldo Cisneros, empresario venezolano y presidente de la empresa de telecomunicaciones Digitel.

En esa charla, Daza preguntó “¿Qué pasó con lo del venezolano?”, a lo que la directora del partido respondió: “Sí. ¿Sabes cuánto nos dio? 300.000 dólares”. Sobre esta conversación, Nubia Stella Martínez aseguró que se había equivocado y lo que quiso decir era que Cisneros se ofreció a dar en vez de dio. Asimismo, afirmó: “Dije esa suma porque fue la que el empresario usó. Pero una cosa es lo que la gente ofrece en las campañas y otra lo que efectivamente terminan dando”.

Vale recordar que en el ordenamiento colombiano está prohibido que “un Gobierno, persona jurídica o natural del extranjero haga aportes a campañas de índole nacional”, por eso es importante saber si los dineros supuestamente ofrecidos por Cisneros entraron o no a la campaña presidencial.

Ha sido una semana agitada para la Ñeñepolítica. María Mónica Urbina, exesposa de José Guillermo Ñeñe Hernández, no acudió a su citación a la Fiscalía para ser entrevistada por el caso de supuesta compra de votos a favor del actual presidente. Asimismo, se conoció nuevos audios en el que el Ñeñe e interlocutores no identificados hablan de supuesta compra de votos en Santander y en San Martín, Cesar.

La conversación completa entre Tomás Uribe y María Claudia Daza:

Comparte en redes: