Ariel Ahumada, el del coscorrón de Vargas Lleras, se lanza al Concejo de Bogotá

hace 1 hora
El presidente Santos ya ha hecho labores de empalme

El general (r) Óscar Naranjo es el nuevo vicepresidente de Colombia

A pesar del debate político sobre si debía pertenecer a Cambio Radical el reemplazo de Germán Vargas Lleras, el Congreso en pleno eligió al general (r) Naranjo para que llegue al Gobierno Nacional. El Polo Democrático y el uribismo rechazaron su postulación para el cargo.

El general (r) Óscar Naranjo se desempeñó como director de la Policía NacionalArchivo

El exdirector de la Policía Nacional, general (r) Óscar Naranjo es, a partir de este momento, el nuevo vicepresidente de Colombia. Así lo decidió el Congreso en pleno que, reunido este martes, acompañó la postulación de su nombre para que ocupara la silla del exvicepresidente Germán Vargas Lleras quien se retiró del cargo para no inhabilitarse de cara a las elecciones del año entrante.

Pero, como todo debate en el Capitolio Nacional, no estuvo exento de suspicacias y dudas planteadas alrededor de la candidatura de Naranjo. El Centro Democrático, uno de los partidos que no acompañó la votación a favor del general (r), puso en tela de juicio la legalidad de la votación al afirmar que quien debía ser elegido tenía que pertenecer a Cambio Radical, es decir, a la misma colectividad de la que hacía parte Vargas Lleras.

Por eso, el presidente del Congreso, Mauricio Lizcano, tuvo que dar un receso de 15 minutos para que la Comisión de Acreditación -encargada de disolver estos asuntos- disipara la duda. Finalmente, se concluyó que el exdirector de la Policía sí cumplía con los requisitos para ser vicepresidente, a pesar de no pertenecer a ningún partido por su condición de exmiembro de la Fuerza Pública-

“No puedo firmar el documento que mis colegas de la Comisión de Acreditación ponen a consideración para darle curso a la elección del nuevo vicepresidente. A pesar de que este Gobierno ha trivializado por completo la primacía del orden jurídico en Colombia, no puede con los ojos abiertos el Congreso dar este paso porque se crearía un vacío que se originaría en la elección del reemplazado”, advirtió el congresista uribista, Jaime Amín, vicepresidente de dicha comisión.

Sin embargo, la postura política que mejor reflejó la votación del Centro Democrático la ratificó su líder natural, el expresidente y hoy senador Álvaro Uribe que anunció que no apoyaría a quien él mismo designó como director de la Policía Nacional en su mandato. “Tengo aprecio por el general Naranjo y gratitud por él. Ayudó en avances que Colombia obtuvo en el gobierno que presidí, pero tengo desacuerdo con lo que ha ocurrido en este Gobierno que se pasó a la permisividad. Por esta razón, tengo que expresar que no obstante haber promovido al general Naranjo, pasando por encima de nueve generales con mayor antigüedad, lo que ha ocurrido en el gobierno Santos me impide acompañarlo para que sea vicepresidente de la República”, dijo Uribe.

Lo cierto es que la tarea de Naranjo, quien será posesionado este jueves en la Casa de Nariño por parte del presidente Juan Manuel Santos, significará un giro de 180 grados para la Vicepresidencia de Vargas Lleras. Mientras que el saliente vicepresidente se dedicó a asuntos de infraestructura, vivienda y agua potable, el general (r) Naranjo desempeñará un rol más apropiado para la implementación de los acuerdos de paz.

Esa es, al menos, la tarea que esperan la mayoría de quienes acompañaron su postulación. “El general Naranjo trae un aire fresco de despolitización de la vicepresidencia que durante más de dos años estuvo al servicio de una candidatura presidencial sin ningún reparo. Además, tiene una posición distinta de su predecesor con referencia al acuerdo de paz, fue negociador y estamos seguros de que va a ayudar en la implementación y consolidación de ese acuerdo de paz que es el tema más importante de los últimos tiempos en Colombia”, dijo el senador de la Alianza Verde, Antonio Navarro Wolf.

No obstante, la Alianza Verde no votó por unanimidad. El representante Inti Asprilla anunció que se apartaba de la decisión de su bancada al rechazar los escándalos en los que se ha visto envuelta la campaña del presidente Juan Manuel Santos, salpicada por los tentáculos de la multinacional Odebrecht. “Además, rechazo la actuación de Vargas Lleras que hizo campaña a costa del bolsillo de los colombianos y no comparto que este Gobierno haya nombrado a un fiscal que tapa el escándalo de Odebrecht”, señaló.

¿Y Cambio Radical?

A pesar de que Cambio Radical decidió, finalmente, sumarse a la postulación del general (r) Naranjo para la Vicepresidencia de la República, quedó claro en el Congreso que se trató de una postura “a última hora”. Mientras el resto de partidos tomaban la vocería al interior del recinto, Cambio Radical se reunió con Naranjo para conversar acerca de la decisión que tenía que tomarse en los próximos minutos. “No hubo ninguna polémica”, se adelantó a explicar el representante Rodrigo Lara.

Para el senador Carlos Fernando Galán, “al general (r) Naranjo le debemos la modernización de la Policía Nacional y le debemos las operaciones que terminaron con la baja de Raúl Reyes y el Mono Jojoy. Fue garantía, además, de que en el proceso de paz se respetara la institución y no se debilitara”.

Resta espera, entonces, qué funciones le delegará el jefe de Estado a su nuevo vicepresidente a partir de este jueves desde la nueva oficina en la residencia presidencial. La más importante, quizás, tiene que ver con asegurarse de que los acuerdos de paz se cumplan y que, sobre todo, no pase por encima de los intereses y preocupaciones que sobre la Jurisdicción Especial de Paz han expresado los miembros y exmiembros de la Fuerza pública.