En entrevista con Caracol Radio

Eln dice que Gobierno siempre mantuvo activos los contactos con esa guerrilla

El jefe negociador del Eln, Pablo Beltrán, señaló que siempre hubo conversaciones con el alto comisionado para la Paz, Miguel Ceballos, y que, si no se hubiese reconocido la mesa, se hubiese devuelto a los campamentos en el monte. Sobre el atentado del pasado 17 de enero, dijo que no es una política de esa guerrilla.

Pablo Beltrán, jefe del equipo negociador del Eln en la mesa de La Habana.
Pablo Beltrán, jefe del equipo negociador del Eln en la mesa de La Habana.AFP

En entrevista con Caracol Radio, el jefe del equipo negociado del Ejército de Liberación Nacional (Eln), Pablo Beltrán, reveló que desde que el presidente Iván Duque Márquez se posesionó en la Casa de Nariño, y durante los meses siguientes, se mantuvieron las conversaciones entre el Gobierno y la guerrilla, a pesar de que la mesa estuvo suspendida y no se nombraron negociadores por parte del Ejecutivo. 

"Por supuesto, yo personalmente me he cruzado comunicacionales escritas con el doctor (Miguel) Ceballos, hemos realizado varias conversaciones telefónicas, hemos tratado temas a través de los gestores de paz en Colombia, hemos tramitado asuntos a través de intermediarios de buenos oficios", respondió Beltrán ante la pregunta de si se mantuvieron los contactos con el gobierno de Duque.

Le puede interesar: "No pueden pedir que nos amarremos los brazos si nos atacan": Pablo Beltrán

En ese mismo sentido, comentó que el alto comisionado para la Paz había agradecido al gobierno de Cuba por apoyar la estadía de la delegación del Eln en su territorio. “Sin esas solicitudes, el gobierno de Cuba no nos hubiera mantenido acá (…) ¿Usted cree que si a mí no me reconocen como miembro representante y me levanta la persecución judicial yo hubiese venido a Cuba? De Ecuador me hubiese regresado para el campamento”, expresó Beltrán.

Además, el jefe negociador del Eln aseguró que, si bien a Cuba no llegaron funcionarios del Gobierno Nacional, sí lo hicieron amigos del presidente Duque.

Ante lo dicho por Pablo Beltrán, el alto comisionado para la Paz, Miguel Ceballos, dijo minutos después, en entrevista con la misma emisora, que los contactos con el Eln sí existieron y que nunca se han negado: “Lo dije, no una, sino varias veces, que había mantenido contacto directo con Pablo Beltrán porque para ello he tenido la autorización del presidente Duque. En ese sentido quiero ser absolutamente claro”.

Expresó que Pablo Beltrán había roto el acuerdo de confidencialidad que había pactado con el Gobierno y, en consecuencia, se dispuso a contar más detalles de esos contactos con el jefe negociador del Eln. Ceballos dijo que Beltrán mentía al decir que la condición para reanudar la mesa era que liberaran a los soldados secuestrados el 3 de agosto de 2018, días antes de la posesión de Duque, a la altura del corregimiento de Vidrí, municipio de Vigía del Fuerte (Chocó).  “No había posibilidad alguna y se lo mencioné a Beltrán por teléfono”, dijo Ceballos.

Asimismo, el funcionario negó que se las conversaciones de paz se mantuvieran, al menos de manera oficial: “Dijimos que solamente consideraríamos conversaciones oficiales en el espacio de una mesa de diálogo, cuando el presidente enviara sus voceros (…) No hubo una ruptura de la mesa en términos jurídicos, tanto que mantuvimos a los negociadores del Eln (…) La meas oficialmente nunca se reactivó y eso lo reconocer el propio Eln cuando se pone en una fotografía con la mitad de las sillas vacías”.

"No es la política del ELN": Beltán sobre el atentado en la Escuela General Santander

Beltrán le manifestó a la emisora Caracol Radio que Iván Duque, una vez se posesionó como presidente de la República, los reconoció como equipo negociador en los diálogos de paz. El primer mandatario, según Beltrán, les comunicó que iba a nombrar su delegación, pero que no sucedió así y recibieron “una avalancha” de operaciones militares donde el ELN permanece.

En medio de esa tensión, el comisionado para la Paz le dijo a jefe guerrillero que liberara a los secuestrados “y que después de eso se encontraban, así sea de manera discreta”.

Sin embargo, dijo que Ceballos empezó a pedir otros requisitos y que mientras eso sucedía había dos ofensivas: una mediática y otra en los territorios. Después expresó que las operaciones militares continuaron, a pesar de la tregua por las festividades de Navidad y fin de año.

Beltrán dijo que en medio de esa situación es que ocurre el ataque el 17 de enero. “Desde que llegamos a Cuba no tenemos un conocimiento de las operaciones nuestras en el territorio. Nos enteramos como todos los colombianos, por las noticias. Si se escogió ese u otro sitio, nosotros no tenemos la menor idea. Lo que sí tengo claro es que ese tipo de ataque, en el que un compañero pierde la vida, son cosas irrepetibles. No es la política del ELN”.

Volverían a Colombia

Pablo Beltrán expresó que examinaron su regreso a Colombia con los países garantes y que estos reiteraron el cumplimiento de los protocolos de retorno. Dijo que el ELN no está solo y que, en el caso que de regresen el país, seguirá con las intenciones de continuar con los diálogos de paz. Igualmente, descartó pedir asilo político en otro país, pues en el ELN está prohibido.

El jefe negociador del ELN también expresó que están verificando las condiciones y garantías para poder retornar a los campamentos. “Si se alcanza al 2 de febrero (día en que se vence el plazo para que regresen a Colombia) bien, pero si el Gobierno no ayuda mucho, pues puede que la no se cumpla”. Además, dijo que volvería a los campamentos “porque por acá (en Cuba) no me siento como en mi medio natural. No es solo que me toque, es mi lugar de trabajo porque por reglamento tenemos que estar en los campamentos de retaguardia”.