Expresidente González le recordó a Uribe que él también intentó la paz con las Farc

Así lo dijo Felipe González, exmandatario español, cuando asistió a Turbaco, Bolívar, para la reunión en la que se evaluó cómo avanza la implementación del acuerdo de paz entre el Gobierno y las Farc.

Felipe González, expresidente español, y José Mujica, expresidente uruguayo.Presidencia

El expresidente español Felipe González mostró de nuevo su respaldo al acuerdo entre el Gobierno y las Farc y que se firmó en noviembre de 2016 en el Teatro Colón en Bogotá. Esto, en respuesta a las críticas dirigidas hacia él y hacia el expresidente uruguayo José Mujica, hechas por el expresidente y actual senador, Álvaro Uribe Vélez.

(Lea aquí: Farc reitera que acudirá al Tribunal Internacional de Justicia para hacer cumplir los acuerdos).

Después de que concluyera la reunión entre el Gobierno, las Farc y ambos expresidentes, se realizó una rueda de prensa. Durante esta, un periodista le preguntó a González por las declaraciones hechas por Uribe en su cuenta en Twitter. Se refería, en concreto, a un trino que hizo el expresidente este jueves en la mañana en el que cuestionó por qué “Felipe González y Mujica insisten en apoyar la impunidad al narcoterrorismo de Farc”.

Y la respuesta de González a Uribe fue contundente, recordándole que cuando fue presidente de Colombia entre 2002 y 2010, él también intentó negociar con las guerrillas. “Lo único que me atrevería a decirle (a Uribe) es que sé que él lo intentó, soy testigo, en Cartagena participé en una conversación con un dirigente de las Farc para iniciar un proceso de diálogo. ¡Qué le puedo explicar al expresidente Uribe! Solo que quede claro que él lo intentó, que no puede reprochar en esos términos que yo haya acompañado los intentos para que haya paz en Colombia”, aseguró el expresidente español.

Pero la cosa no quedó ahí. Luego de que González hiciera sus declaraciones, Uribe volvió a pronunciarse en Twitter, retándolo a que “diga con quién (sic) guerrillero me reuní yo en Cartagena”. También añadió que “a ETA la encarceló y apoya impunidad total al narco terrorismo de Farc”.

Aun así, las declaraciones de González no fueron solo para responder a Uribe. Se refirió a su papel como verificador internacional del cumplimiento de los acuerdos. Al respecto, por ejemplo, resaltó que, desde Belisario Betancur, “todos los presidentes que he conocido, y son todos, desde Betancur, todos, han intentado pactar con las Farc y con Eln, entonces, por qué se sorprenden que este lo ha intentado, tal vez que este lo haya conseguido, tal vez por eso se sorprenden”.

También habló de su deseo de que “nadie devaluara la trascendía del acuerdo de paz por la discusión de los grados de implementación. Solo la sociedad colombiana se puede y se debe empoderar del gran desafío de construir la paz y una democracia cada vez más influyente”. Y agregó que tal “devaluación” también podría ser fruto de la campaña electoral que hay en el país, afirmando que cuando la contienda acabe “habrá un Congreso nuevo, un Gobierno nuevo, y, si el compromiso acompaña a su propia constitucionalidad, la paz habrá ganado”.

La reunión no trajo muchas conclusiones distintas a las que se dieron a conocer en noviembre pasado cuando se cumplió un año de la firma del acuerdo, momento en el que Santos y Rodrigo Londoño también se reunieron.

Así como en ese momento, los miembros de Farc manifestaron su preocupación por las dificultades que se ha encontrado la implementación (como pasó con el fast-track que no tuvo el éxito esperado por el Gobierno) y, por eso, aseguraron que acudirán al Tribunal Internacional de Justicia para hacer cumplir los acuerdos. Por su parte, el Gobierno insiste en "ver el vaso medio lleno", resaltando avances en puntos como el desarme y la participación política de los desmovilizados (que se concretará en las elecciones de 2018).