Fórmulas vicepresidenciales: con tinte bogotano

Los cinco candidatos a la Presidencia que encabezan las encuestas tienen como compañeros de campaña a políticos nacidos en la capital de la República o que, como mínimo, han desarrollado su vida pública en ella. Dicen que quien quiera llegar al poder tiene que ganar en Bogotá.

Corferias, en Bogotá, es el mayor centro electoral del país. Cristian Garavito

El domingo 11 de marzo, algo más de 2,7 millones de personas votaron para el senado en Bogotá. Para la Cámara de Representantes, la cifra es más o menos similar, aclarando que en ambos casos se incluye el voto en blanco, los no marcados y los nulos. En la capital colombiana hay un total de  5’690.937 personas habilitadas para sufragar, sin duda, un gran botín electoral. Por algo siempre se ha dicho que quien quiera ser presidente de Colombia tiene que lograr las mayorías en Bogotá y en la Costa Atlántica.

Y curiosamente, los cinco candidatos a la primera magistratura del Estado que en la actualidad encabezan las encuestas de intención de voto tienen como fórmulas vicepresidenciales a políticos nacidos en la capital de la República o que, como mínimo, han desarrollado su vida pública en ella.

Iván Duque está con Marta Lucía Ramírez, Gustavo Petro tiene a Ángela Robledo, Germán Vargas Lleras escogió a Juan Carlos Pinzón, Humberto de la Calle hizo llave con Clara López y Sergio Fajardo se quedó con Claudia López. En los mentideros políticos hay quienes dicen que la fórmula vicepresidencial no suma mucho, pero también es cierto que se trata de una decisión estratégica en la que los mismos candidatos tienen que cuidarse, al menos, de que no reste.

Ramírez nació exactamente en Zipaquira, municipio cundinamarqués muy cerca de la capital. Robledo es oriunda de Manizales, pero fue elegida representante a la Cámara por Bogotá en 2010 y 2014. Pinzón es un “cachaco” puro. Nació en el Hospital Militar, es hijo y nieto de militares. Clara López viene de una familia tradicional santafereña, es hija de Álvaro López Holguín, quien era sobrino del expresidente Alfonso López Pumarejo y nieto materno del también expresidente Jorge Holguín Mallarino. Y Claudia López es otra bogotana de pura cepa.

Hace cuatro años, en la definitiva segunda vuelta presidencial, Juan Manuel Santos, con 1’337.349 votos, le ganó en Bogotá a Óscar Iván Zuluaga, quien obtuvo 1.075.638 apoyos. En total, son más de 2,4 millones de votos en ese entonces, cifra que esta vez seguramente se va a superar. La capital colombiana, junto a Antioquia, el Valle del Cauca, los departamentos de la Costas Caribe, además de Santander, son los de mayor número de ciudadanos que participan en los comicios.

Una razón más que suficiente para que dentro de las estrategias de campaña de todos los candidatos a la Presidencia esté el buscar conquistar el “cariño” de los bogotanos, donde, como se ha demostrado en las elecciones de alcalde y de Congreso, el voto de opinión tiene un peso superior al de las llamadas maquinarias. Y por lo visto, en esa tarea será fundamental la voz de las fórmulas vicepresidenciales.