¿Qué le diría el Álvaro Uribe de 1992 al de 2016?

En su nueva faceta como youtuber, la exministra Cecilia Álvarez quiso recordar algunas posturas del expresidente a las que hoy se opone rotundamente.

Cecilia Álvarez, exministra de Comercio y ahora autodenominada “la youtubber mayor de 60”, se puso como meta convencer a otro mayor de 60 años de votar “Sí” en el plebiscito. Y no cualquier mayor. Álvarez hizo de su cuarto video en la plataforma digital una cápsula de memoria, con la que quiso recordarle al senador del Centro Democrático sus posturas sobre la guerrilla a lo largo de su vida política: antes, mientras y después de ser presidente, entre 2002 y 2010.

Uribe ha sido el más férreo opositor del gobierno Santos. Pero aún más de los acuerdos de paz alcanzados en La Habana entre Gobierno y Farc, lo que de hecho hizo que él fuera el encargado de liderar la campaña por el “No” en el plebiscito del próximo 2 de octubre, con el que los colombianos validarán o rechazarán el trato hecho entre las partes. Para la exministra, solo hay una persona que puede hacer cambiar de opinión al expresidente y hacerlo votar por el “Sí”: el mismo Uribe. Y no por un trastorno de doble personalidad del líder natural del Centro Democrático, sino por su mala memoria en cuanto a posturas que tuvo, idénticas a las que hoy se opone.

Álvarez se remonta 24 años atrás para su primer ejemplo. Se va hasta los tiempos en que un Uribe de 40 años, con un caudal electoral en crecimiento, logró sentarse por primera en una de las curules del Senado. En ese entonces, Uribe propuso para el M-19 amnistía e indulto aplicados al proceso de paz, dos palabras que lo enervan cada vez que las escucha hoy por hoy. El entonces congresista por el Partido Liberal fue más allá y pidió absolver a los guerrilleros de “aquellos delitos tipificados en el holocausto de la Corte, a fin de que no subsistan dudas sobre el perdón total a favor de quienes se han reintegrado a la vida constitucional”.

Para la exministra, el Álvaro Uribe de 1992 no es el único que le puede hablar al oído al senador que hoy acapara toda la atención de su partido al llegar a su curul. El Uribe de 2006, que estaba llegando exactamente a la mitad de su mandato presidencial, también podría increpar a su conciencia cuando se habla de curules entregadas a la insurgencia desmovilizada. “Si un acuerdo de paz exige que vayan al Congreso, eso hay que remover ese obstáculo y seguramente habrá que removerlo en una norma constitucional”, decía en ese entonces quien hoy pone el grito en el cielo cada vez que se le recuerdan las 10 sillas (5 en Cámara y 5 en Senado) que tendrán los miembros de las Farc.

“Yo hasta ofrecí despeje”, recuerda Álvarez, simulando lo que le diría el Uribe de 2006 al de 2016, sobre los 102 kilómetros de “zona de encuentro” que propuso para encontrarse con los miembros de la guerrilla.

Un año después, ya reelecto como presidente, Uribe se tuvo que enfrentar a las presiones del entonces presidente francés Nicolás Sarkozy, quien múltiples veces quiso interceder para que Íngrid Betancourt fuera liberada. Eso llevó a Sarkozy a solicitar que Rodrigo Granda, denominado el canciller de las Farc, fuera liberado. Uribe accedió. No solo liberó a Granda sino a otros 150 guerrilleros, lo cual usó Álvarez para refrescar una vez más la memoria del expresidente.

Una exministra jovial y hasta con coreografías de paz junto a niños y jóvenes, resume la idea de su video en que el Uribe de ayer le diría al Uribe de hoy que también buscó la paz, en referencia a las contradicciones del senador en sus posturas. En últimas, que Uribe ya dijo "Sí" a la paz, pero en otros tiempos.

Vea acá el nuevo video de "la youtuber mayor de 60".