Mintrabajo defiende con vehemencia su ley del fútbol

Rafael Pardo explicó los alcances de la iniciativa.

El ministro de Trabajo, Rafael Pardo Rueda, defendió ante la comisión séptima de la Cámara la ley de fútbol que radicó en el Congreso.

Pardo explicó que la ley sí busca defender a los futbolistas pues los contratos de los jugadores serán a término fijo con una duración mínima de un torneo (6 meses) y máxima de 4 años.

En cuanto a la jornada laboral, se deja claro que la posición más razonable es una jornada que cumpla con estándares de concentraciones, partidos y entrenamientos.

Además, se establece que el jugador no será acreedor a pagar una indemnización por recisión del contrato cuando gane menos de dos salarios mínimos.

Minutos antes se vieron roces entre directivos y jugadores por los términos del proyecto. El presidente de Santa Fe, César Pastrana, defendió el derecho a que en la ley se respeten también los derechos de los clubes de fútbol.

No queremos que les vulneren los derechos a los jugadores pero tampoco a nosotros los clubes”, señaló.

En respuesta al directivo, Rafael Fernando Robayo, volante de Millonarios, dijo que lo indispensable en la ley es que los clubes tengan beneficios pero “nosotros como jugadores también”.

Robayo puso de ejemplo que muchas veces los jugadores no reciben los beneficios por la venta de su pase, cuando el equipo puede transferirlo por US$2 o US$3 millones.

A su turno, Yhonny Ramírez, también volante ‘albiazul’, comparó su situación actual con lo vivido en el Chicó F.C.

Al recordar que apenas le pagaban el salario mínimo, Ramírez defendió su derecho de quedarse en Millonarios pues “no me falta nada y quiero terminar mi carrera en ese club”.