Mira considera infundada objeción al proyecto de discriminación

El presidente Santos decidió no sancionar la ley, argumentando falta de claridad.

Al conocer la noticia de objeción por inconstitucionalidad al proyecto de ley que penaliza el racismo y la discriminación, el autor de la iniciativa, senador Carlos Alberto Baena, consideró infundada esa decisión.

“El comunicado de la Presidencia no presenta razones contundentes que expliquen la negativa del Gobierno a sancionar el proyecto. Tendremos que esperar el texto oficial de las objeciones para estudiar las razones de fondo, pero si no se incluye algo distinto a lo conocido hasta ahora, el Congreso podría insistir en la aprobación del texto actual, y en ese caso la Corte Constitucional será la que tenga la última palabra”.

De acuerdo con el congresista, excluir de la conducta penal la discriminación por motivos de orientación política, filosófica o religiosa, como propone la Presidencia, desconoce la protección requerida por muchos colombianos que a causa de su credo, su pertenencia partidista o convicciones filosóficas, son marginados de instituciones educativas, excluidos de cargos públicos o privados o sometidos a descalificaciones públicas por mantenerse en su opción política, filosófica o religiosa.

"El delito creado por el proyecto sanciona conductas arbitrarias y el hostigamiento, que resultan inaceptables cualquiera sea su causa.  No busca perseguir actos propios de la libertad política, filosófica o religiosa, y, por el contrario, la iniciativa refuerza su protección", aseveró.

Este martes, el Gobierno objetó la Ley Antirracista por considerar que no hay claridad respecto a lo que se podría considerar o no un delito según las circunstancias.