“Ni asilo ni ciudadanía nicaragüense”: Farc

Una nota difundida por el portal de internet El Economista América ha desatado una nueva tormenta para el proceso de paz.

Las Farc calificaron los rumores como un nuevo ataque a la paz.

Se trata de una información en la que se afirma que los principales jefes de esa guerrilla -entre ellos su máximo jefe, Timochenko y los plenipotenciarios en La Habana- habrían recibido la nacionalidad o el asilo por parte de Nicaragua. Y aunque no existe prueba alguna de que esto haya sido así, la información ha sido reproducida ampliamente por medios colombianos y nicaragüenses.

El Economista América les atribuye la información a “fuentes oficiales” y sostiene que estos beneficios les fueron entregados a los comandantes guerrilleros tres meses atrás. Sin embargo, los delegados de las Farc en Cuba expresaron que no es cierto, que jamás han pedido ciudadanías extranjeras ni asilos a ningún país, y que ello forma parte de una “estrategia de desprestigio” contra las Farc y contra el proceso de paz. Del lado del Gobierno, la noticia se ha tomado como un tema “que nada tiene que ver con los diálogos”.

No obstante, fuentes cercanas al proceso de paz consideran que informaciones de esta naturaleza le hacen daño a la guerrilla, pues en sus filas podrían ser leídas como un plan para traicionar a la tropa, que día a día se enfrenta en Colombia con la Fuerza Pública. Por su parte, la Embajada de Nicaragua en Colombia ha mantenido prudente silencio, mientras que en los pasillos del capitolio se escuchan pronunciamientos como el del expresidente y hoy senador Álvaro Uribe, quien desde su cuenta en Twitter expresó: “Que el Gobierno Nacional entregue los terroristas a Nicaragua, pero no se puede entregar un milímetro de mar en San Andrés”.

Y es que la noticia ha dado rienda suelta a la especulación y ya hay quienes le dan crédito aduciendo que sería una “jugada estratégica” de las Farc, puesto que Nicaragua es de los pocos países no signatarios del Estatuto de Roma, por lo que allí no operaría la Corte Penal Internacional. De igual forma se relacionó con información de que el hermano de Rodrigo Granda, Rubén Darío Granda, habría recibido asilo político por parte del gobierno de Daniel Ortega.