La paz le da un nuevo aire a Santos

Así lo confirma la encuesta Gallup-Poll de julio, en la que la aprobación de la gestión del primer mandatario muestra un repunte de nueve puntos. Corrupción sigue siendo la gran preocupación.

El anuncio del pasado 23 de junio desde La Habana (Cuba), sobre un acuerdo de fin del conflicto entre el Gobierno y las Farc, le dio un respiro al presidente Juan Manuel Santos en cuanto a su labor al frente del país. Según la encuesta Gallup-Poll de julio, la aprobación de la gestión del mandatario, que en mayo pasado estaba apenas en el 21 %, subió al 30 %. A su vez, la desaprobación pasó del 72 al 64 %. (Vea aquí la ficha técnica)

De hecho, algo que corrobora ese pequeño repunte son los resultados del estudio sobre el proceso de paz. El 69 % de los encuestados están convencidos de que la mejor opción para solucionar el problema de la guerrilla en Colombia es insistir en los diálogos hasta lograr un acuerdo de paz (en mayo era el 52 %), lo que significa sin duda un espaldarazo de los colombianos a las negociaciones con las Farc, en lo cual el jefe de Estado se ha jugado todo su capital político.

Y ante la muestra de resultados, es decir, de acuerdos concretos, el pesimismo de la gente frente a las conversaciones en Cuba comienza a ceder. En mayo pasado, sólo un 27 % creía que las negociaciones con las Farc iban por buen camino, y ahora es el 50 %. Asimismo, el 60 % piensa que el Gobierno y esa guerrilla van a llegar a un acuerdo final durante 2016 (hace dos meses era el 28 %). Así las cosas, la encuesta lo que muestra es un clima favorable de cara al eventual plebiscito, mecanismo propuesto por el Gobierno para refrendar los acuerdos. 

En este sentido, ahora el 40 % de los ciudadanos dicen que definitivamente sí votaría en dicha refrendación, cifra a la que se le puede sumar el 19 % de los que aún se muestran indecisos, aunque creen que probablemente también lo harían. Un 22 % de los encuestados aseguran que definitivamente no votarían el plebiscito. Y entre los que votarían, el 70 % se muestra a favor de respaldar los acuerdos de paz. Por otra parte, el clima a favor de iniciar un proceso de negociación con el Eln sigue siendo favorable: el 70 % está de acuerdo en que el Gobierne inicie esas conversaciones.

La encuesta de Gallup permite observar, igualmente, que para los colombianos la corrupción sigue siendo el mayor problema que afronta el país, pese a los múltiples anuncios del Gobierno sobre buenas prácticas y urnas de cristal. La gente considera que las cosas están empeorando en cuanto a la economía, el desempleo, el costo de vida, la inseguridad, el medioambiente y la calidad y el cubrimiento en salud. De ahí que para un 60 % de los encuestados las cosas en Colombia estén empeorando, aunque hace dos meses esa cifra era del 74 %.

Y está, por supuesto, la medición del nivel de favorabilidad de los personajes claves del acontecer nacional. Ahí, el expresidente Álvaro Uribe, con un 57 %, sigue siendo el de mayor puntaje, seguido por el vicepresidente Germán Vargas Lleras, con un 54 %. La diferencia está en que la desfavorabilidad del primero es del 37 % y del segundo, 29 %. Eso sí, las Farc, aunque mejoran, siguen con un alto rechazo: el 82 % de los colombianos tienen una imagen desfavorable de ellas, lo cual indica que tendrán que remar duro a la hora de pensar en sumarse a la vida política nacional, así como a Uribe le tocará hacer lo mismo en su resistencia civil contra el plebiscito.