La paz no puede ser con impunidad: Juan Manuel Santos

Las delegaciones del gobierno y las FARC debaten actualmente los temas de víctimas, dejación de armas y fin del conflicto.

Archivo EFE

El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, aseguró este lunes que en las negociaciones con la guerrilla FARC no puede haber paz con impunidad, por lo que además, otras partes del conflicto deben acogerse igualmente a la justicia transicional.

El mandatario, que desde noviembre de 2012 mantiene un proceso de paz en La Habana con las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), afirmó en un programa de televisión oficial que en las pláticas se respetarán los derechos de las víctimas, incluido el de la justicia.

"Esta paz no puede ser una paz con impunidad", dijo Santos en el canal Señal Institucional, agregando que a los afectados por el longevo conflicto armado colombiano "se les va a respetar el derecho a la justicia y eso es lo que espero que las FARC entiendan".

Las delegaciones del gobierno y las FARC debaten actualmente los temas de víctimas, dejación de armas y fin del conflicto, en los que se discute el espinoso asunto de la justicia para quienes hayan participado en un enfrentamiento que ya ha dejado más de 220.000 muertos y al menos 5,3 millones de desplazados.

"Algún tipo de justicia transicional, algún tipo de proceso para respetar y hacer respetar los derechos de las víctimas, lo tenemos que asumir", agregó Santos.

Esa justicia, insistió, no solo aplicaría para esa guerrilla, con unos 8.000 combatientes según cifras oficiales, sino a otros participantes de un conflicto armado en el que además han intervenido otros grupos insurgentes de izquierda, paramilitares de derecha, fuerzas militares y bandas narcotraficantes.

"La única forma de blindar el resultado de estos acuerdos, para que el día de mañana no abran procesos en contra de las FARC o de nuestros militares o de los civiles que de alguna forma contribuyeron al conflicto, es algún sistema de justicia transicional, como lo determina la ley internacional", aseguró Santos.

El mandatario además celebró el apoyo a esas pláticas en la VII Cumbre de las Américas en Panamá el fin de semana. "Ojalá las FARC escuchen. Aquí hay una oportunidad de oro y las oportunidades vienen y se van", añadió.

En los diálogos de Cuba, las partes han llegado a consensos sobre desarrollo rural, participación política y solución al problema de las drogas ilícitas. La semana pasada inició el ciclo 35 de esas conversaciones.