La paz podría tardar más tiempo

Partidos de la Unidad Nacional respaldan la continuidad del proceso, pero piden cambio en metodología.

Aunque al momento de presentar el acuerdo marco para la terminación del conflicto, con el que anunció el inicio de las conversaciones de paz con las Farc, el presidente Juan Manuel Santos aseguró que los avances se medirían en meses, ahora, cuando se cumple un año del inicio de las negociaciones en Oslo (Noruega), el mandatario reconoció que no va a ser posible llegar a un acuerdo en noviembre, fecha que contemplaba el Gobierno.

“Las discusiones van por buen camino. No a la velocidad que a mí me hubiera gustado; yo pensé que en un año podíamos terminar los puntos de la agenda que convenimos y no ha sido así, pero sí estamos evacuando los puntos y estamos avanzado”. Con estas palabras el presidente Santos dio casi por descontada la posibilidad de que haya un acuerdo antes de finalizar el año. Aunque el tiempo es uno de los principales enemigos del proceso, se escuchan voces de respaldo a su continuidad, si bien plantean cambios en la metodología.

El senador liberal Luis Fernando Velasco dijo que “se deberían sentar las delegaciones sin descanso durante un tiempo determinado hasta que se sepa si se puede o no hacer un acuerdo. La viajadera yendo y viniendo no es seria, de manera que lo mejor es cambiar de estrategia”, mientras para el representante a la Cámara Iván Cepeda, pensar en suspender temporalmente los diálogos de paz puede afectar las negociaciones porque pueden suceder hechos que afecten la continuidad del proceso.

Pero también hay voces que critican la forma como se han llevado a cabo los diálogos e incluso sostienen que se le está mintiendo al país. El senador conservador José Darío Salazar dijo que lo “preocupa la falta de claridad del proceso. Desde hace rato el presidente Santos está diciendo que vamos por buen camino, que tiene buenas noticias, que estamos cerca de la firma. Eso es un engaño y los avances son irrisorios”.

Puntos de vista encontrados. Sin embargo, el presidente Santos ha dejado en claro que su prioridad es lograr que los diálogos con las Farc culminen de forma exitosa, aunque se extiendan un poco más de lo planteado. Por ahora destaca que los avances logrados en La Habana (Cuba) no tienen precedentes.

últimas noticias

El Congreso con el que gobernará Duque

Las prioridades en la nueva legislatura