Piden congreso extraordinario para quitarle la Dirección Liberal a César Gaviria

El exministro Juan Fernando Cristo confesó que la colectividad roja se equivocó al proclamar al expresidente como su nuevo dirigente. Dijo que de no cambiarlo, conducirá al partido al fracaso.

El exministro Juan Fernando Cristo ha denunciado ser víctima de una "campaña sucia" por parte del expresidente César Gaviria.Archivo

La disputa entre el expresidente liberal César Gaviria y varios de los miembros de la colectividad roja parece estar cobrando fuerza. Luego de que el senador del Partido Liberal, Horacio Serpa, anunciara que ya no regresará al Congreso, en gran parte, por la manera en la que el exmandatario ha venido conformando las listas al Legislativo surgió un nuevo rifirrafe que promete evidenciar aún más las fuertes divisiones en el interior de los liberales.

Y es que aunque ya parecía solventada la discusión entre el exministro Juan Fernando Cristo y el expresidente Gaviria una vez transcurrida la consulta popular del 19 de noviembre, el antiguo jefe de la cartera política salió este sábado con una drástica propuesta en contra del actual director único del partido: sacar del cargo al jefe de los militantes rojos por considerar que, de seguir allí, conducirá al partido a la desunión y al fracaso.

(Lea: Por diferencias con César Gaviria, Horacio Serpa decide no regresar al Senado)

“Nos equivocamos eligiendo a César Gaviria como director del Partido Liberal. Actúa de manera ‘amiguista’ y clandestina. Hay que convocar un congreso de liberalismo ya, para producir el relevo generacional”, dijo Cristo, tras afirmar la urgencia de hacerlo cuanto antes, teniendo en cuenta que se aproximan las elecciones legislativas y presidenciales, de marzo y mayo de 2018, respectivamente. “S no, (César Gaviria) no nos conducirá al fracaso en las elecciones parlamentarias y presidenciales del próximo año”, argumentó Cristo.

Postura a la que se sumó Serpa quien, horas antes, se mostró molesto por la negativa del expresidente de otorgarle la cabeza de lista al Senado por “estar a la caza” de personalidades, según dijo el congresista, para capturar votos sin importar si dichas personas militan o no en el Partido Liberal. De momento, no ha habido pronunciamiento por parte del expresidente quien se encuentra ajustando detalles en las listas a Senado y Cámara que llevará a la Registraduría el próximo lunes, 11 de diciembre.