La prioridades en Meta son las víctimas y el conflicto

Con la decisión de darles continuidad a las políticas de su antecesor, Alan Jara, en cuanto al apoyo a las víctimas del conflicto y su compromiso con el proceso de paz, la recién posesionada gobernadora del Meta, Marcela Amaya, no tendrá un mandato fácil pues el departamento ya no contará con los millonarios recursos que recibía por cuenta de las regalías petroleras.

Con la decisión de darles continuidad a las políticas de su antecesor, Alan Jara, en cuanto al apoyo a las víctimas del conflicto y su compromiso con el proceso de paz, la recién posesionada gobernadora del Meta, Marcela Amaya, no tendrá un mandato fácil pues el departamento ya no contará con los millonarios recursos que recibía por cuenta de las regalías petroleras.

La nueva gobernadora del Meta anunció en su posesión que desde la tercera semana de enero hará una gira departamental para discutir el Plan de Desarrollo con todas las comunidades del Meta. “Personalmente lideraré el proceso y dirigiré las mesas de trabajo, a las que estarán invitados todos los actores con asiento en el departamento. Sin exclusión, abiertos a escuchar y a concertar. Luego presentaremos al Consejo Territorial y a la Asamblea un plan ajustado a la realidad de la región, sin falsas expectativas y con actitud responsable”, dijo.

Tiene claro que deberá enfrentarse a una realidad económica muy difícil para el Meta, pues la caída de los precios del petróleo ha provocado una desaceleración de la economía en el departamento y afectado diferentes renglones, como el comercio y el mercado inmobiliario, principalmente.

Por eso los gremios consideran que lo que haga en materia de reactivación del agro, turismo y proyectos de emprendimiento de las microempresas será importante.

En su discurso añadió que, bajo los principios de planeación, eficacia, transparencia, ética, sostenibilidad y el “no todo vale”, gobernará de una manera diferente y “le pondré a la política rostro de mujer”

“Seré la gobernadora de los jóvenes, pero también estaré aquí para defender la equidad de género, promover los derechos de mujeres y erradicar la violencia contra nosotras. No toleraré que el Meta siga siendo líder del maltrato femenino en el país”.

Resaltó que el actual es un momento histórico para las mujeres de su departamento, “y no nos permitiremos fallar”, al tiempo que propuso a la academia, el empresariado y las entidades públicas disponer de los recursos técnicos y de estructuración para reducir el rezago en cobertura, calidad y pertinencia educativa en la región. Todo, según Amaya García, para fortalecer los pilares fundamentales de la generación de capital humano y la producción de competitividad.

“En concurso con la academia dispondremos de recursos para impulsar la investigación aplicada, en orden a dar competitividad al sector productivo. El negocio es el procesamiento, ofertar el valor agregado, posicionar marcas, incentivar investigación y sacar el mayor provecho posible a todos los productos en los que el Meta es líder”, señaló.

Asimismo invitó al entrante alcalde de Villavicencio, Wílmar Barbosa, a tener “una fluidez en las relaciones para aportar experiencia y compartir inversiones”.