Radican proyecto para modificar Código de Policía por polémica de venta de empanadas

Se propone un nuevo parágrafo que deje claro que ““el adquirir, recibir o comprar productos o servicios en el espacio público no se considerará conducta contraria al cuidado e integridad” de este.

Empanadas
Un ciudadano fue multado con más de $ 800.000 por comprar una empanada en la calle, en Bogotá. Pixabay

La polémica generada por la malinterpretación y errónea aplicación del Código de Policía a ciudadanos que compraron o habrían preguntado por el precio de empanadas en la calle llegó hasta el punto que este miércoles se radicó en la Cámara de Representantes un proyecto de ley que buscará hacer precisiones en la norma que está vigente desde enero de 2017.

Los representantes Fabio Arroyave Rivas, Mauricio Toro, Inti Asprilla, Carlos Cuenca, José Gabriel Amar, Katherine Miranda y Rodrigo Rojas Lara, entre otros, presentaron la iniciativa legislativa que añadirá un nuevo parágrafo al artículo 140 del Código de Policía, que es el que contempla las sanciones por el uso indebido del espacio público y que contiene, en últimas, la sanción que fue malinterpretada por la Policía en los últimos días.

La propuesta del nuevo parágrafo señala que “el adquirir, recibir o comprar productos o servicios en el espacio público no se considerará conducta contraria al cuidado e integridad del espacio público, por lo tanto, quien adquiera, reciba o compre productos o servicios en el espacio público no incurrirá en la conducta descrita en numeral 6º”.

Le puede interesar: Minjusticia: multa por comprar empanada fue interpretación errada del Código de Policía

Lo que expresa el numeral 6 es que uno de los comportamientos “contrarios al cuidado e integridad del espacio público” es “promover o facilitar el uso u ocupación del espacio público en violación de las normas y jurisprudencia constitucional vigente”.

 
El proyecto de ley fue radicado en la Cámara de Representantes.
Cortesía

También se añadirá al Código de Policía que la imposición de sanciones por la ocupación del espacio público deberá estar antecedida por “políticas públicas de reubicación de los comerciantes informales a fin de garantizar sus derechos fundamentales a la vida digna y mínimo vital”, que estarán a cargo de las autoridades locales.

Sobre este asunto, la misma ministra de Justicia, Gloria María Borrero, aceptó, en respuesta a un cuestionamiento de Inti Asprilla, que lo sucedido con los ciudadanos que fueron multados con más de $ 800.000 por comprar una empanada en la calle fue producto de una interpretación errada de la norma policial.

Por otra parte, para el próximo miércoles se prepara un debate de control político tanto al Ministerio de Justicia, como al Ministerio de Defensa y la Policía a raíz de lo sucedido. La intención de los representantes es solicitar que se emita una directiva en la que se aclare la aplicación de dicho artículo que, según el Congreso, fue pensado para combatir las mafias que cobraban dinero a los vendedores ambulantes por la utilización del espacio público en las ciudades.