Radican reforma para periodo presidencial de 5 años y eliminación de reelección

El senador Juan Manuel Corzo se adelantó a la presentación de la iniciativa que tenía prevista para el próximo 20 de Julio.

Ante el Congreso de la República inició trámite un polémico proyecto encaminado a ampliar el periodo presidencial a 5 años.

El senador Juan Manuel Corzo Román, primer promotor de ampliar a 6 años el periodo presidencial y pasar así a eliminar la reelección presidencial, radicó en las últimas horas el agudo proyecto.

Aunque se tenía previsto que la reforma constitucional para ampliar el periodo presidencial y eliminar la reelección se presentaría el 20 de julio de este año o en el 2014, un proyecto encaminado a tal fin ya fue radicado en el Congreso.

“El Presidente de la República será elegido para un período de cinco años, por la mitad más uno de los votos que, de manera secreta y directa, depositen los ciudadanos en la fecha y con las formalidades que determine la ley”, cita el texto del proyecto.

También se habla de manera directa de la reelección presidencial: “No podrá ser elegido Presidente de la República el ciudadano que a cualquier título hubiere ejercido la Presidencia”

RCN Radio reveló aparte de los aspectos negativos de la reelección, según el senador Juan Manuel Corzo:

  • Puede generar “debilitamiento del estado de derecho, de forma tal que se pone en función de los intereses del Presidente candidato, todo el andamiaje estatal”, señala.
  • Corzo dice que cuatro años en el poder no son suficientes para poner en marcha su plan de gobierno y desarrollo prometido en campaña.
  • También advierte que puede haber “aprovechamiento del erario público, para favorecer los intereses propios y de quienes vienen apoyándolo, así como para perpetuarse en el poder, lo que puede llevar a una dictadura”.

Aspectos favorables de ampliar el periodo presidencial a 5 años:

  • Se presenta un mayor plazo para la ejecución de los programas propuestos, sin que sea necesario desgastarse en unas elecciones, es decir, que evita que el presidente se distraiga en una campaña política y se paralicen los programas.
  • Si se mira a largo plazo, por ejemplo en un periodo de veinte años, el Estado se ahorra lo correspondiente a dos elecciones.
  • Permite el aprovechamiento de los recursos del Estado, sin que se utilicen para la compra de favores y aliados políticos.
  • Se mantiene el respeto al principio de los pesos y contrapesos del poder en el estado.
  • Se respeta el sentido político de los diferentes grupos y partidos, evitando su conglomeración al lado del presidente – candidato, en procura de su favorecimiento.