'Reconciliación, el eje de la paz': dice jefe del MAPP

Será uno de los conferencistas del ‘Foro para la reconciliación: sin perdón no hay futuro’, que se realizará el 1º de agosto en el Teatro Mayor Julio Mario Santo Domingo, organizado por El Espectador.

Marcelo Álvarez, abogado español y jefe de la Misión de Apoyo al Proceso de Paz (MAPP) de la OEA en Colombia, dice que la Ley de Víctimas, por ejemplo, tiene un valor muy importante pues es el Estado el que debe crear los espacios para que las personas puedan reencontrarse y, a partir de ese reencuentro, empezar a trabajar en los procesos de perdón que llevan a la reconciliación.

¿Cuáles son sus expectativas del foro ‘Sin perdón no hay futuro’?
Soy un convencido de que sin perdón no hay futuro. Creo que es uno de los caminos fundamentales para la construcción de sociedades y por donde el respeto, la convivencia y el desarrollo de las relaciones humanas se deben encaminar; por lo tanto, creo que es muy importante que las sociedades empecemos a trabajar mucho más en los temas del perdón y la reconciliación.

¿Cómo ve la situación en Colombia para llegar a esas etapas?
Creo que en Colombia hay muchos ejemplos y muchas experiencias positivas que surgen de las propias comunidades, a partir de las personas a las que les ha tocado vivir fuertemente los estragos de la violencia. A través de procesos de recuperación de la memoria y de encuentro, se genera un proceso de perdón y de reconciliación para que lo que les ocurrió no les vuelva a suceder. En la Colombia de hoy hay una gran oportunidad y la gente está abierta en ese sentido.

¿Cómo percibe usted el conflicto colombiano?
Por mi cargo, no puedo expresarme acerca del conflicto, pero lo que sí puedo decir es que desde el momento en que la Misión llegó a Colombia ha trabajado de forma permanente con las comunidades afectadas por la violencia. Lo que más vemos es la tenacidad, la constancia y la voluntad de la sociedad colombiana.

¿Qué piensa del mensaje del Gobierno a las Farc, en el sentido de que las llaves de la paz no están en el fondo del mar?
Lo importante es la apertura y también la decisión política de apuntarle a los temas fundamentales del país, principalmente con mensajes como la Ley de Víctimas y de Restitución de Tierras. Hay decisión de trabajar las realidades sociales donde todavía existen focos de violencia. Por eso es importante trabajar con la gente en los procesos de reconstrucción del tejido social. A partir de ahí empieza la reconciliación del país, que es el eje fundamental para la construcción de la paz.

¿Cree que hablar de paz es mensaje de debilidad, como han dicho algunos críticos del Gobierno?
Nunca es debilidad hablar de paz, es la fortaleza, no sólo del país, sino de los seres humanos. Creo lo contrario: que la paz es lo más fuerte que podemos tener. Si cada uno encuentra la paz en su interior, tiene la capacidad de amar, de convivir y de construir una sociedad mucho más justa y democrática.

¿Cuál cree que debe ser el papel de iniciativas como la Ley de Víctimas en la reconciliación?
Es una de las decisiones más importantes que se han tomado en Colombia y en el mundo. Es una iniciativa valiosa, tiene un gran coraje y una gran visión. Creemos que a partir de la Ley de Víctimas se crean espacios para que las personas puedan reencontrarse y, a partir de ese reencuentro, empezar a trabajar en los procesos de perdón para llegar a la reconciliación. El perdón es una decisión personal, sin embargo; quien tiene espacios emocionalmente seguros para que puedan sanar las heridas, puede perdonar.

¿ Cuál es su percepción sobre la Ley de Justicia y Paz, que algunos consideran un fracaso?
Creo que fue un paso muy importante. Colombia es un ejemplo, pero también punta de lanza en esta materia. Es la primera ley a nivel mundial que tiene las tesis fundamentales de justicia y reparación. Creemos que a pesar de las críticas y de las dificultades, como en todo proceso innovador, ha sido un paso importante porque a través de esas leyes los colombianos conocen hoy mucho más de su verdad.

Para mayor información consulte la página www.foros.elespectador.com o comuníquese al 405 5545 en Bogotá o la línea gratuita nacional 018000 510903.

Temas relacionados