Registraduría toma medidas para frenar suplantación en elecciones

Cerca de 10 millones de electores serán identificados biométricamente en los comicios de Congreso.

Durante las elecciones de Congreso que se realizarán el 9 de marzo de 2014, la Registraduría Nacional del Estado Civil instalará herramientas biométricas en las zonas de mayor riesgo electoral, para lograr la identificación de cerca de 10 millones de electores.

La implementación del sistema de identificación biométrica en las elecciones desarrolladas en Colombia, se ha convertido en una herramienta indispensable para garantizar la transparencia en los comicios, ya que evita completamente el fraude por suplantación, que de acuerdo con sentencias del Consejo de Estado fue el fraude más recurrente en las elecciones de los años 2002 y 2006.

Desde su implementación en los procesos electorales que organiza la Registraduría Nacional del Estado Civil, hasta la fecha se han realizado 70 elecciones en las que se ha empleado la biometría, identificando plenamente a más de cinco millones de ciudadanos que se han acercado a los puestos de votación para ejercer su derecho al voto.

La identificación biométrica que utiliza la Registraduría se basa en el sistema Afis (Sistema Automatizado de Identificación de Impresiones Dactilares, por sus siglas en inglés) que se fundamenta en algoritmos que identifican los puntos característicos de las huellas dactilares, que pueden ser medibles y utilizadas en el reconocimiento de los individuos, constituyéndose así como uno de los sistemas de identificación biométrica más eficaces del mundo.

La primera prueba piloto de implementación de la biometría en elecciones se realizó en las consultas de partidos políticos del 26 de octubre de 2008, en la que se instalaron 67 lectores biométricos, los cuales fueron distribuidos así: 22 en Bogotá y 15 en Cali, Medellín y Barranquilla, respectivamente, siendo ésta la primera experiencia cuya aplicación fue aleatoria.

Luego de las elecciones de autoridades locales celebradas el 30 de octubre de 2011, la Registraduría ha organizado 32 elecciones atípicas de alcaldes y gobernadores con el uso de herramientas biométricas inalámbricas, validando plenamente la identidad de los ciudadanos que acudieron a las urnas, en mucha de ellas se han identificado el 100% de los sufragantes.