Retos para elecciones

La Registraduría y el Consejo Nacional Electoral se comprometieron a cumplirle a la democracia en los comicios regionales de octubre.

Una contundente crítica hizo el presidente del Consejo Nacional Electoral (CNE), magistrado Joaquín José Vives, a la Registraduría Nacional del Estado Civil por la presunta extralimitación en sus funciones, al dejar sin valor la inscripción de algunas listas de candidatos a corporaciones colegiadas.

“Han mandado una comunicación anulando inscripciones y personalmente creo que esta es una facultad del CNE. Con esto no anticipo las decisiones que tomemos, pero tenga la seguridad de que vamos a cumplirle al país”, afirmó Vives, quien reclamó que, si en este momento el tribunal electoral se encuentra trabajando para decidir sobre la validez de 217 listas, los registradores delegados tienen una buena cuota de responsabilidad.

Vives advirtió que “la ley dice que cuando el registrador firma una inscripción es porque la acepta y es el responsable de verificar si se cumple o no la cuota de género. Después del 14 de julio, cuando fue declarada la exequibilidad de la reforma política, no debieron recibirse inscripciones que no cumplieran con el 30% de participación de mujeres”.

Haciendo un balance de las responsabilidades del CNE frente al proceso electoral que se avecina, Vives advirtió que han “recibido 541 solicitudes de revocatorias de inscripción que cobijan a 2.182 candidatos; de estas 541 ya se han tomado las decisiones preliminares en 436. Hay 191 que han sido rechazadas porque no cumplieron los requisitos, pero tenemos claro que de las decisiones que tomemos, de las relevantes, tendremos un número igual de tutelas”.

Pese a ese complejo panorama, Vives se comprometió a que todos los trámites que están pendientes se cumplirán antes del 30 de septiembre, fecha máxima para modificar los tarjetones electorales. “De manera que pueden estar tranquilos, no va a ser por cuenta del CNE que se le genere incertidumbre a la Registraduría”.

A su vez, el registrador nacional del Estado Civil, Carlos Ariel Sánchez, se refirió a la complejidad del proceso de preconteo y escrutinio de votos para las elecciones del 30 de octubre. Uno de los temas en los que hizo hincapié es la probabilidad de que se presenten ataques informáticos por parte de hackers.

“Siempre se aprende de las experiencias, por negativas que hayan sido. El 14 de marzo, en las elecciones parlamentarias, la página web de la Registraduría fue objeto de ataques que generaron la denegación del servicio. La primera experiencia que nos quedó es que, aunque se pueda atacar la web, es importante que los datos permanezcan sellados e inalterables”, dijo el registrador.

Explicó que, al tratarse de elecciones locales, la difusión y consolidación de datos estará en 33 sedes en las diferentes regiones del país, y en el ámbito nacional se va a consolidar la información unos segundos después, para prevenir ataques. “Esta consolidación la vamos a hacer por redes más seguras y menos públicas, porque el acceso en la web es mucho más vulnerable”, explicó Sánchez.

Las dos cabezas principales de la organización electoral, Sánchez en la Registraduría y Vives en el CNE, asumieron un compromiso con la transparencia en los comicios, donde lo que está en juego es la democracia.

 

últimas noticias