Rifirrafe entre ministro Villegas y Juan Carlos Pinzón por gestión en lucha contra las drogas

Tanto el funcionario como el político se lanzaron pullas por el incremento de los cultivos ilícitos, situación que generó que EE.UU. amenazara con "descertificar" a Colombia por incumplir compromisos contra el narcotráfico.

La amenaza del gobierno de Estados Unidos de "descertificar" a Colombia por incumplir sus compromisos internacionales contra el narcotráfico –dado el “extraordinario crecimiento” del cultivo de coca y la producción de cocaína– generó un enfrentamiento entre el actual ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, y quien fuera el titular de esa cartera (también durante el actual Gobierno), Juan Carlos Pinzón. (Lea: ¿Va Trump a “descertificar” a Colombia?)

Ambos ministros se enfrascaron en un rifirrafe por quién es responsable del incremento de los cultivos ilícitos en el país (que aumentaron 18 % en 2016, pasando de 159.000 hectáreas en 2015 a 188.000), así como de la producción de cocaína (que subió un 37 %, de 520 toneladas en 2015 a 710 toneladas en el año pasado), teniendo en cuenta que el sector Defensa es el encargado de liderar la lucha contra las drogas. (Lea también: “Nadie tiene que amenazarnos para enfrentar el desafío de las drogas”: Gobierno)

El primero en salir al ruedo fue Pinzón (ministro entre septiembre de 2011 y mayo de 2015), quien a través de Twitter aseguró que, durante su paso por la cartera y gracias al sacrificio de las Fuerzas Militares, entre 2012 y 2013 las cifras de cultivos de coca y producción de cocaína fueron “las más bajas en la historia”. En esa línea, en una crítica al actual Gobierno, manifestó que tras su salida los cultivos y la producción de cocaína “más que se duplicaron”.

Agregó además que, tanto en público como en privado, se opuso a las decisiones del Gobierno de suspender la erradicación en el Catatumbo, reducir el presupuesto de erradicación manual y especialmente, que se le pusiera un alto a las aspersiones aéreas con glifosato, situaciones que –dijo– hoy tienen al país inundado de coca.

“Siempre dije ‘eso es un error, no se puede hacer’. Y me fui (del Ministerio) por eso, cuando vi que mis recomendaciones no eran aceptadas. Y acepté la Embajada en EE.UU.”, agregó luego en entrevista con RCN Radio.

Ante la andanada de críticas, el actual ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, manifestó, también en diálogo con esa emisora, que no se enfrascaría en una discusión con un candidato a la Presidencia y señaló que entre 2013 y 2015 (cuando Pinzón estaba en el Ministerio) se duplicaron las hectáreas de coca, al pasar de 50.000 a 100.000.

“Yo no me meto con candidatos. Lo que hay que preguntar es de qué Ministerio estaba encargado el doctor Pinzón. No creo que fuera el de Cultura durante los años 13, 14 y 15 (…) Hubo un gran salto en cultivos entre los años 13 y 15, pasamos de 50.000 hectáreas a 100.000 en esos dos años. En el 14 fue en el que menos interdicción se hizo de cocaína pura y fue el año en el que menos erradicación se hizo”, respondió.

Previamente, el Gobierno Nacional respondió a la amenaza que lanzó el presidente de Estados Unidos, Donald Trump. Al reivindicar su compromiso para superar el problema de las drogas, el Ejecutivo aseguró que, por cuenta de esta lucha, Colombia ha pagado un "muy alto costo en vidas humanas" y que es, “sin lugar a dudas”, el país que más ha combatido los narcóticos, por lo que “nadie tiene que amenazarnos para enfrentar este desafío”.

“Colombia reitera hoy nuevamente ese compromiso y subraya sudisposición a seguir cooperando con los países consumidores para superar este flagelo. En ese marco Colombia no solo coopera, sino que brinda asistencia técnica a otros países para fortalecer su capacidad institucional en el combate al tráfico de drogas”, sostiene el Ejecutivo.

De acuerdo con el Gobierno, con todo y que el mundo lleva más de cuatro décadas luchando contra las drogas, “los resultados son insatisfactorios”, por lo que insiste en adelantar “una reflexión de fondo” sobre la forma más eficaz de combatir y superar este flagelo.

El Ejecutivo recordó que desde 2010 se han incautado más de 1.621 toneladas de cocaína pura y que solo el año pasado fueron 362 toneladas. En lo corrido del 2017, dice el Gobierno, van 275 toneladas. El país también destacó los esfuerzos para atacar los ingresos del tráfico de estupefacientes y aseguró que se han sometido a extinción de dominio a más de 15.200 bienes por más 5,5 billones de pesos. También hizo alusión a la extradición de 1.020 personas vinculadas con esos delitos, de las cuales 821 a los Estados Unidos.

“Nunca se ha bajado la guardia contra las organizaciones criminales. Organizaciones criminales como el clan del Golfo tiene hoy menos de la mitad de integrantes que los que tenía al iniciar el gobierno”, sostiene el Ejecutivo.

 

últimas noticias