Salud de Angelino Garzón, en deterioro

Un médico que ha tratado al Vicepresidente reveló que su situación es compleja y aún no se sabe si las condiciones físicas que hoy afronta serán transitorias o definitivas.

Un informe de RCN Radio sobre la salud actual del vicepresidente Angelino Garzón, tras el accidente cerebro vascular isquémico que lo afectó en junio pasado, revela que su estado es de deterioro y que los médicos no se atreven a afirmar si sus condiciones físicas serán transitorias o definitivas.

Según el informe, un médico que conoce de cerca la situación de Garzón, quien pidió la reserva de su nombre, dijo que preocupa mucho las secuelas que puedan quedar y explicó los síntomas que presenta.

El galeno señaló que el Vicepresidente sufre de Ataxia ligera, “que es un trastorno del movimiento y se refleja en la estabilidad”; hemiparesia, que implica la disminución de la fuerza motora o parálisis parcial que afecta un brazo o la pierna del mismo lado; alteraciones en el campo visual y disartria, que es un trastorno del habla: “En algunos casos no hay coincidencia entre las ideas y los sentimientos”.

Según el informe, las terapias físicas podrían ayudar a Angelino Garzón en la hemiparesia y el temblor notorio que hoy presenta. “Sin embargo, en este momento es complejo afirmar cuáles serían las secuelas que este accidente cerebro vascular dejaría en el estado de salud del Vicepresidente. ¿Por qué? Por sus especiales condiciones cardiovasculares que hacen que las posibles secuelas sean complejas”.

Según el médico consultado, lo más grave es que por el estado cardiovascular de Garzón, un accidente como el ya padecido podría repetirse.

Temas relacionados