Se cumplió el día D+150, plazo para la entrega de las últimas armas de las Farc

El cronograma de dejación de armas entra a su recta final en momentos en que Colombia recibe, por primera vez en su historia, una visita oficial de 14 embajadores de los países que integran el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

El presidente Juan Manuel Santos le da la bienvenida a un grupo de verificadores de la Misión Política Especial de la ONU.Archivo

Este lunes primero de mayo se cumplió el día D+150 en el cronograma de dejación de armas pactado entre el Gobierno y las Farc. Eso quiere decir, que hoy la guerrilla debe entregar a la Misión Política Especial de las Naciones Unidas una relación minuciosa del restante 40% de armamento en su poder.

Con esto, la Misión Especial de la ONU recibirá la totalidad del armamento individual de los guerrilleros para que sean depositados en las cajas de almacenamiento que están dispuestas en las 26 zonas veredales y puntos de normalización en los que desde hace algunos meses están concentradas la totalidad de las tropas de las Farc.

Y aunque ha habido retrasos en la construcción de la infraestructura de las zonas veredales, demora en los suministros de provisiones para los guerrilleros concentrados, lentitud en el ofrecimiento de garantías de salud, además de dificultades en la aplicación de la ley de amnistía e indulto, el cronograma de dejación de armas y cumplimiento de los protocolos del cese bilateral del fuego y las hostilidades se cumplirán estrictamente.

Más, cuando mañana llega al país, por primera vez en la historia de la existencia del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, una visita oficial de los 15 embajadores de los países miembros del más poderoso estamento multilateral del mundo. Incluso, es la primera vez en los más de 70 años de historia de este organismo, que dispone de una misión oficial para visitar un país latinoamericano.   

La visita del Consejo de Seguridad durará tres días, durante los cuales los Embajadores se reunirán con el Presidente Juan Manuel Santos, representantes del Gobierno y de las FARC-EP, las Comisiones de Paz del Congreso de la República, representantes del Sistema de Naciones Unidas, miembros del Mecanismo de Monitoreo y Verificación (MMV), lideresas y líderes de sociedad civil y organizaciones de mujeres. Además, los miembros del Consejo se trasladarán a una de las 26 Zonas Veredales Transitorias de Normalización (ZVTN), en donde tendrán encuentros con las comunidades y con observadores internacionales y delegados del MMV”, explicó Jean Arnault, Representante Especial y Jefe de la Misión de las Naciones Unidas en Colombia.

Los embajadores del Consejo de Seguridad llegan a Colombia con el objetivo de hacer una revisión de los avances del proceso de paz en Colombia, especialmente de los dos aspectos para los que fue creada la Misión Política Especial: monitorear y verificar el cese bilateral del fuego; y atender el proceso de dejación de armas por parte de la insurgencia, y su posterior extracción de los campamentos, para ponerlas a disposición de la construcción de tres monumentos.

Sin embargo, aunque en esta materia ha habido cumplimiento, desde ya es claro es que hay tareas que tardarán un poco más de tiempo, como la extracción de las 900 caletas que las Farc anunció tener en su poder en distintos rincones del país. Esto implica un reto logístico, y desde ya se planea que luego de que se cumpla el D+180, la misión especial de la ONU tardará cuatro meses más extrayendo el armamento de estas caletas.

De otro lado, las demoras en la adecuación de las zonas veredales y en el inicio del proceso de reinserción de combatientes ha llevado a que las Farc y el Gobierno estudien la posibilidad de ampliar los plazos de existencia de estas zonas, e incluso se explora la posibilidad de ampliar el mandato de la ONU al proceso de reintegración. Y este es otro de los temas que deberán tratar los delegados que llegan a Colombia a partir de mañana martes.