Se encendió la pelea por el matrimonio gay

En una gresca entre opositores y defensores del matrimonio entre parejas del mismo sexo terminó foro en el Congreso de la República.

El procurador Alejandro Ordóñez. /  Archivo
El procurador Alejandro Ordóñez. / Archivo

Cuando se acerca el plazo que la Corte Constitucional le dio al Congreso de la República para legislar en materia del matrimonio de parejas del mismo sexo, el cual fue fijado para el 20 de junio, en el Capitolio Nacional las fuerzas a favor y en contra se alinean para enfrentar el debate. Hoy, a una semana de que se debata en plenaria de Senado el proyecto de ley que permitiría el matrimonio gay –de autoría del senador Armando Benedetti-, se adelantó en el Congreso un foro público sobre la materia. La sesión, a la que asistió el Procurador Alejandro Ordóñez, fue convocada por los parlamentarios cristianos Edgar Espíndola (del PIN) y Claudia Wilches (de la U), pero antes que un debate con altura terminó en una gran gresca entre opositores y defensores del matrimonio gay. En esta fueron agredidos la concejal Angélica Lozano y Daniel Antonio Sastoque, un exfuncionario de la Procuraduría que ha venido denunciado la persecución laboral a la que fue sometido por parte del jefe del Ministerio Público por hacer parte de la comunidad LGBTI (Ver entrevista).

La cabildante Lozano relató que la gresca ocurrió luego de que interviniera el Procurador Alejandro Ordóñez, momento en que un miembro de la comunidad LGBTI pidió la palabra y terminó siendo agredido por una multitud de furibundos defensores de las creencias religiosas. Incluso, la concejal afirmó que al intentar intervenir en defensa del ciudadano, los escoltas de alguno de los parlamentarios convocantes al foro la agredió a ella también.

Contrario a esta versión, otra concejal, Clara Lucía Sandoval, quien defiende la prohibición de que los homosexuales se puedan casar, sostuvo que “las agresiones se dieron de parte de la concejal Lozano porque no nos respetó el uso de la palabra. Esta es una estrategia para que se muestre una agresión”, señaló. Esta confusa situación es muestra la polarización entorno al tema del matrimonio gay. Una discusión que se da alrededor del mundo y que hasta ahora levanta vuelo en Colombia.

Al margen del incidente, son varias las razones que se esgrimen de un lado y otro. Para los antimatrimonio gay, que han encontrado en el Procurador Ordóñez un aliado de su causa, la unión entre personas del mismo sexo es peligrosa para la moral y las buenas costumbres. Argumentan que va contra las leyes de la natura y que el proyecto de ley impulsado por Benedetti –y agendado para debate el 10 de abril- viola ocho artículos de la Constitución Política y que por tanto no puede ser tramitado como un proyecto ordinario sino como una reforma constitucional. Ordóñez también expresó en el foro que esta decisión debe ser tomada por los colombianos en una consulta popular porque afecta el concepto que se tiene de familia. Durante su intervención, el jefe del Ministerio Público aprovechó para lanzar venenosas frases contra la prensa: “Muchos periodistas, entre porro y porro, y entre pase y pase, tienen el deporte de estigmatizar a quienes no aceptamos determinada ideología”, dijo.

Los defensores del matrimonio igualitario sostienen que este es un país laico, que las costumbres católico-cristinas no deben ser la regla que rijan aun estado de derecho, donde las minorías también deben ser defendidas. A la vez, responden a la propuesta de que sea a través de una consulta popular que se decida sobre la materia, y argumentan que los derechos de las minorías no pueden estar sujetos a la voluntad de las mayorías. Son muchos los argumentos que se oyen para defender el derecho a casarse: dicen que si de una pareja heterosexual puede salir un homosexual, entonces porque se cree que un hijo de una pareja del mismo sexo será homosexual; afirman que la homosexualidad existe en 450 especies pero que la homofobia solo en la humana.

El matrimonio igualitario calienta motores para ser debatido en la plenaria del Senado, y Colombia se apresta para tomar una decisión al respecto. Pero el debate se dará en un ambiente de tremenda polarización. Donde los argumentos de igualdad de derechos son enfrentados con camándulas y rezos.
 

últimas noticias