Senado deja vivo proceso para levantar fuero y retirar del cargo a Jorge Pretelt

La Comisión de Instrucción del Senado derrotó la ponencia de José Obdulio Gaviria que pedía la nulidad del proceso contra el magistrado, investigado por coimas para favorecer a Fidupetrol en el trámite de una tutela. La próxima semana decidirán.

Archivo El Espectador

La Comisión de Instrucción del Senado derrotó finalmente la ponencia del senador José Obdulio Gaviria que pedía la nulidad del proceso en contra del magistrado Jorge Ignacio Pretelt por el sonado caso de las coimas para favorecer a Fidupetrol en el trámite de una tutela ante la Corte Constitucional.

Aunque Gaviria insistió que hubo varios vicios de procedimiento en el trámite de la acusación que venía de la Cámara –elaborada por el representante Julián Bedoya–, no fueron válidos esos argumentos para la Comisión.

La votación final fueron cuatro contra tres. A favor de continuar el juicio político estuvieron Juan Manuel Corzo, Jorge Prieto, Guillermo Santos y Roosevelt Rodríguez; y en contra José Obdulio Gaviria, Paloma Valencia y Alfredo Ramos.

Rodríguez, del Partido de la U, explicó que simplemente producto de esa negativa al informe de José Obdulio Gaviria se aceptó la acusación que venía de la Cámara.

Ahora pasará el informe de la Comisión a la Plenaria del Senado donde la próxima semana será votado para saber qué suerte tendrá el magistrado. La decisión final del Senado implicaría el levantamiento del fuero del magistrado para que pueda ser sometido a un juicio penal ante la Corte Suprema de Justicia. Además, sería apartado de su cargo como magistrado de la Corte.

Para que sea aprobado el juicio político contra Pretelt, la plenaria del Senado deberá tener al menos la mitad de los votos del quórum decisorio (51 asistentes). Es decir, al menos 26 senadores deberá aprobar el pedido del representante Julián Bedoya.

Este proceso tiene génesis en la denuncia del magistrado de la Corte Constitucional Mauricio González Cuervo quien acusó ante la Comisión de Acusación de la Cámara de Representantes al magistrado Jorge Pretelt Chaljub. El 4 de febrero pasado de 2015, el mismo día de la elección como presidente de Jorge Pretelt en la Corte, el magistrado Luis Ernesto Vargas enteró a González de un asunto muy delicado.

En su despacho, Vargas le contó a González que lo había buscado el abogado Víctor Pacheco para contarle que Jorge Pretelt, supuestamente, le había pedido $500 millones con el fin de fallar una tutela que debía resolver la Corte a favor de la firma Fidupetrol, condenada patrimonialmente por la Corte Suprema de Justicia a pagar $22.500 millones en el mismo expediente en el que terminó condenado el exgobernador de Casanare Whitman Porras.