¿Cómo responder a los retos en materia de medio ambiente y desarrollo sostenible?

hace 1 hora

"Si gana el no en el plebiscito, se acaba el proceso de paz": Roy Barreras

El senador de la U aseguró que una vez se firme el acuerdo final de paz entre el Gobierno y las Farc, y los colombianos refrenden en las urnas lo pactado, no existe la posibilidad de volver a sentarse en la mesa a renegociar.

El Espectador / Óscar Pérez

El senador Roy Barreras sostuvo este miércoles que en caso de que el plebiscito pierda en las urnas y los ciudadanos voten por el No en dicha refrendación de los acuerdos entre el Gobierno y las Farc, el proceso de paz se acabará. "Si los colombianos dicen que no en el plebiscito, habrá que obedecerlos y se acabará la mesa de La Habana y no habrá proceso", sostuvo el congresista, al señalar que aunque espera que los colombianos voten sí, en caso de que sea lo contrario no habrá posibilidad de volver a la mesa de diálogos para renegociar lo ya acordado.

Durante su intervención en el encuentro "La creatividad para construir paz", del proyecto periodístico Colombia 2020 de El Espectador, Barreras explicó además que es la primera vez en un proceso de paz en Colombia que se le consulta al pueblo sobre los acuerdos "Nadie tiene memoria del proceso con los paramilitares, a la gente no le preguntaron", insistió.

Asimismo, aseguró que una vez firmado el acuerdo final y refrendado por los colombianos, la construcción de paz en el país implicará cambios fundamentales en las instituciones, en lo electoral, en la forma en la que se relacionan las Fuerzas Armadas y la ciudadanía e incluso en la Constitución. "Seguramente habrá que crear una nueva casa constitucional y las condiciones de una nueva Asamblea Nacional Constituyente en 2018. Para 2020 habría una nueva Constitución", dijo.

Sobre ese punto, Barreras explicó que no se tratará de una constituyente derivada de  los acuerdos de La Habana, sino de una surgida de la necesidad de construir unas nuevas normas constitucionales: "La legitimidad de las instituciones hay que construirlas porque no la hay. Será una constituyente que deba reconstruir un sistema político legítimo y un sistema económico y social que establezca igualdad. La constituyente es indispensable".

Y agregó: "La maldicion del narcotráfico, por ejemplo, solo podrá resolverse cuando también transformemos ese paradigma, para que ese problema global vuelva a ser un asunto de salud pública y acabemos con el prohibicioinismo. Si logramos acabar el fenómeno guerrillero y luego afrontamos esta maldicion del narcotráfico, podremos construir una nueva institucionalidad que derrote al iniquidad y la miseria". 

En el conversatorio se discutieron también las razones por las cuales existe tanta polarización en el país respecto al proceso de paz, un fenómeno que según Juan Pablo Rocha, presidente de J. Walter Thompson Colombia, está directamente relacionado con el temor de un sector de la población que ha vivido en  el conflicto.

"Hay un país tremendamente polarizado entre los del no y los del sí. Los que dicen no tienen temor y un susto que es normal, porque todos somos hijos de la guerra y hemos vivido en un conflicto. Los líderes de ese movimiento por el no están expresando su temor y eso genera más temor y terror. Esa incertidumbre del futuro hay que combatirla, generando esperanza", señaló, al explicar que los colombianos deben entender que la paz es un bien superior, que no es perfecta, pero que va más allá de una afiliación política relacionada con el santísimo o el uribismo.