Tumban nombramiento de Carlos Calero como cónsul en San Francisco

El Tribunal Administrativo de Cundinamarca falló a una demanda de nulidad interpuesta por un ciudadano. El presentador de televisión había sido nombrado en el cargo en octubre de 2016 y tiene la opción de apelar la decisión ante el Consejo de Estado.

Carlos Calero, cónsul de Colombia en San Francisco (Estados Unidos). Tomada del Facebook de Carlos Calero

El Tribunal Administrativo de Cundinamarca tumbó este jueves el decreto 1617 de octubre de 2016, que nombró provisionalmente al presentador de televisión Carlos Calero Salcedo como cónsul general de Colombia en San Francisco (Estados Unidos).

De acuerdo con información de Semana, el fallo fue la respuesta a la demanda de nulidad interpuesta por el ciudadano Mario Andrés Sandoval en noviembre de 2016, un mes después de conocerse el nombramiento de Calero, que generó polémica e indignación, pero, sobre todo, muchas bromas en redes sociales. (Lea: Así reaccionaron las redes sociales al nombramiento de Calero como cónsul)

Las críticas en contra del presentador se enfocaron en que no había cumplido con la carrera diplomática para llegar al cargo, al punto que el abogado Wálter Arévalo, experto en temas internacionales, envió un derecho de petición a la Cancillería para conocer cuáles habían sido los motivos que llevaron al nombramiento.

En su momento, el Ministerio de Relaciones Exteriores defendió el nombramiento de Calero y pidió no descalificar a la persona por su profesión. “La Cancillería ha contado anteriormente con periodistas que han cumplido una gran labor en el exterior. La experiencia nos ha demostrado que, en los cargos consulares, que requieren funcionarios con don de gentes, que se entreguen a las personas a través de un acercamiento permanente, los comunicadores cumplen una excelente labor por su habilidad para interactuar con ellos”, señaló la entidad. (Lea también: Cancillería defiende nombramiento de Carlos Calero como cónsul de Colombia en San Francisco)

Sobre el fallo del Tribunal, Calero podría apelar la decisión ante el Consejo de Estado.