Uribe desmiente división en el Centro Democrático por renuncia de Zuluaga como director

El senador validó las afirmaciones del excandidato presidencial. Aseguró que se retiró para aspirar nuevamente a la Casa de Nariño en 2018.

El senador Álvaro Uribe, líder natural del partido Centro Democrático, se refirió este jueves a la salida de Óscar Iván Zuluaga de la dirección de la colectividad. Uribe se encargó de desmentir que los motivos de la renuncia de Zuluaga tienen relación con una supuesta división interna del partido, y aseguró que él decidió apartarse para presentarse como precandidato presidencial en las elecciones de 2018, tal como el mismo excandidato presidencial aseguró. (Lea: ¿Por qué renunció Óscar Iván Zuluaga a dirección del Centro Democrático?)

La aclaración de Uribe fue debido a una teoría que sostiene que el Centro Democrático está roto. Dicha teoría nació cuando José Obdulio Gaviria, senador del Centro Democrático, manifestó que Zuluaga no podía ni debió ser nunca director del partido, según él porque interpone sus ambiciones personales a los de la colectividad. Aunque en ese momento no se conocían las nuevas aspiraciones presidenciales de Zuluaga, este jueves le dio la razón a Gaviria. (Lea: Se rompe el uribismo, nuevo round José Obdulio Gaviria - Óscar Iván Zuluaga)

Según Uribe, el Centro Democrático decidió realizar una convención el próximo 20 de agosto en la que se elegirán por consenso la nueva Dirección Nacional, el comité político y una secretaría general. De esa dirección no pueden hacer parte los precandidatos a la Presidencia por la colectividad, que hasta el momento son Zuluaga, Carlos Holmes Trujillo e Iván Duque Márquez.

“Desde hace varios meses, el doctor Óscar Iván Zuluaga definió que se retiraría de la Dirección del Partido porque es uno de los precandidatos a la Presidencia de la República. Por la misma razón, hoy el doctor Carlos Holmes anunció su retiro a la Dirección del Partido por ser precandidato a la Presidencia de la República”, manifestó el senador y cabeza del Centro Democrático.

Desde el Centro Democrático aseguran que no hay tal división en el partido. Esperan deshacer totalmente esa sensación cuando elijan la nueva dirección general en la convención nacional, que de momento no tiene un claro favorito. De momento la opción más fuerte es Alicia Arango, exsecretaria privada del expresidente, una de las uribistas purasangre y con mayor confianza del senador.