Uribismo busca revivir antiguas propuestas de reforma al Acuerdo de Paz

El expresidente Álvaro Uribe habló nuevamente de una sala especial para militares y de que los responsables de crímenes atroces no puedan ocupar sus curules en el Congreso mientras pagan las penas que les imponga eventualmente la JEP.

Álvaro Uribe Vélez, expresidente y senador del Centro Democrático.
Álvaro Uribe Vélez, expresidente y senador del Centro Democrático. Archivo El Espectador

Lo dicho por el expresidente Álvaro Uribe Vélez, líder del Centro Democrático, luego de la reunión que —junto a partidos como MIRA, Colombia Justa-Libres y el senador Jonatan Tamayo— sostuvo con el presidente Iván Duque Márquez deja claro que el uribismo buscará en un nuevo intento de reformar los Acuerdo de Paz, revivir viejas propuestas que, incluso, fueron banderas durante la campaña del plebiscito, en 2016.

Uribe habló de la necesidad de reformar lo referente a la extradición porque esta se trata de un “acuerdo de confianza entre países”. También señaló que intentará hacer cambios en cuanto a las sanciones para quienes hubiese cometido delitos sexuales en contra de menores de edad y en la conexidad del delito políticos con el narcotráfico.

Pero también reiteró que se debe estudiar el tema de los militares y una posible sala especial en donde se traten los casos de los uniformados que hayan cometido delitos en ocasión del conflicto armado o, en su defecto, analizar la posibilidad de contar con magistrados adicionales en la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) y que los juzgados cuenten con beneficios como la reclusión en una instalación militar.

Contexto: El consenso nacional que busca Duque con los partidos

“Además, insistimos en el proyecto del Centro Democrático que reduce a cinco años o a una quinta parte la pena privativa de la libertad por aquellos delitos ocurridos antes del 1° de diciembre de 2016”, expresó el senador.

En ese mismo sentido, recordó que el uribismo nunca fue partidario de que los responsables de delitos atroces pudieran ser elegidos y llegar a Congreso y que habían aceptado en su momento fue que se pudieran elegir luego de cumplir con una “pena razonable privativa de la libertad”.

“Eso tampoco se aceptó y ahora hay una propuesta más conciliadora que aceptaríamos en aras de contribuir al acuerdo que promueve el señor presidente: que por lo menos mientras están cumpliendo en lo que el Centro Democrático llamamos sanciones simbólicas no adecuadas de restricción de vivienda y movilidad, no puedan ocupar sus curules en el Congreso de la República”, explicó el expresidente.

La reunión del Centro Democrático y otros sectores afines al Gobierno fue la primera que se llevó a cabo este lunes. Más tarde, el presidente Duque recibió al Partido de la U, en cabeza de su director Aurelio Iragorri. Durante el resto del día recibirá a los demás partidos, sin embargo, la oposición fu excluida de esta invitación por lo que se duda de que pueda haber, como lo propone en jefe de Estado, un “acuerdo nacional”.