Visita de Francisco Barbosa a Ecuador, en la mira de la oposición

Noticias destacadas de Política

El pasado 12 de febrero, el fiscal viajó al país vecino, luego de las elecciones presidenciales, para compartir con su homóloga Diana Salazar información que vincularía al ganador de la primera vuelta, el progresista Andrés Arauz, con el Eln. Iván Cepeda y Antonio Sanguino citarán a debate de control a Mindefensa y Cancillería.

Al igual que la supuesta injerencia de funcionarios y militantes del uribismo a favor de Donald Trump en las elecciones de EE. UU. del año pasado, un nuevo capítulo similar vive el país, pero con Ecuador, razón por la cual la oposición ha anunciado que citará a debate de control político a la canciller, Claudia Blum, y al ministro de Defensa, Diego Molano.

Para contexto: Fiscal Barbosa viajó a Ecuador con presuntos hallazgos del computador de “Uriel”.

¿La razón? La visita del fiscal Francisco Barbosa a Ecuador, tras celebradas las elecciones presidenciales allí, donde el candidato progresista Andrés Arauz ganó la primera vuelta con un 32% de los votos. Ese viaje, para líderes del país vecino, de la región y la oposición colombiana se trata de un intento de injerencia de los resultados en segunda vuelta.

Según la Fiscalía, Barbosa fue hasta Ecuador tras la petición que le hizo su homóloga, Diana Salazar, de entregar la información recolectada de los computadores de alias “Uriel”, comandante del Eln, sobre las elecciones de ese país. Por ello, el jefe del ente acusador optó por trasladarse hasta Quito para entregar las pruebas que supuestamente probarían que la guerrilla financió la aspiración de Arauz.

El primero en Colombia en manifestarse en contra del viaje y la información entregada fue el expresidente Ernesto Samper. “Estas versiones son una infamia y forman parte del juego sucio que están orquestando desde Colombia los sectores radicales de la derecha de los dos países para interferir en la segunda vuelta presidencial ecuatoriana”.

Lea más: ¿Injerencia colombiana en elecciones de Ecuador? Esto es lo que dicen los dos países.

A su paso, congresistas de la oposición también cuestionaron y rechazaron el viaje. “Nos parece un manejo inadecuado por parte de la Fiscalía al filtrar a la prensa colombiana información en plena campaña presidencial ecuatoriana, por lo menos, es sospechosa su intencionalidad”, firmaron varios figuras políticas y figuras públicas como los representantes Ángela María Robledo y Germán Navas Talero y, Clara López Obregón.

A esto, agregan que les parece excesivo hacer un viaje en pleno ambiente electoral en Ecuador y que, para estos casos, en vez de dar anuncios, lo procedente es poner las pruebas sobre la mesa.

La filtración a la prensa que se refieren es con base a un artículo de Semana, donde asegura que hay más de dos millones de archivos encontrados en los computadores de “Uriel”. De estos archivos, aseguró la nota de prensa, habría información en el que vincularían al candidato de Rafael Correa, Andrés Arauz, con el Eln.

Hay otras voces que han señalado de frente el viaje de ilegal. “El fiscal rompe la Constitución de Colombia. A nombre del uribismo ha decidido intervenir en las elecciones de Ecuador, como antes hicieron en las elecciones de EE. UU. apoyando a Trump”, escribió el senador Gustavo Petro, de la Colombia Humana.

Iván Cepeda, del Polo Democrático, también hizo lanzó críticas. “Con su viaje a Ecuador, el papel que cumple el fiscal no es el de investigador que obra con rigor e imparcialidad en una actuación penal. Más bien es el de un funcionario que realiza una burda maniobra de intervención política en un proceso electoral extranjero”.

Para el representante David Racero (MAIS) esto se trata de un intento de saboteo a las elecciones de Ecuador: “¿Qué va a presentar? ¿Hará el oso tal como lo hizo con las supuestas pruebas de entrada de ‘dinero de mineros’ a la campaña de Petro?”, cuestionó.

Por lo anterior, Cepeda y Antonio Sanguino (Alianza Verde) anunciaron el debate de control político a los ministros de Defensa y Relaciones Exteriores, “para que expliquen actuaciones que comprometen las relaciones de Colombia con países como Cuba y Ecuador y por qué la información reservada está apareciendo en medios de comunicación”.

La relación con Cuba está tensa desde hace dos años, tras el ataque a la Escuela de Cadetes General Santander que se atribuyó el Eln. Por esto, el Gobierno levantó la mesa de negociación con la guerrilla y, en vez de cumplir el protocolo ante la eventualidad de un cese de los diálogos, le pidió a la isla que extraditara a los miembros que permanecían en La Habana.

Desde entonces, Cuba se ha negado a dichas solicitudes. El último episodio, ocurrió la semana pasada cuando el embajador cubano le entregó a la canciller Blum información de un supuesto plan del Eln de atacar a Bogotá. En este marco, el Gobierno insistió en que La Habana tiene que entregar a lo comandantes del Eln, bajo el principio de responsabilidad en la lucha contra el terrorismo.

Comparte en redes: