Lanzan movimiento para la eliminación del delito de aborto en Colombia

Noticias destacadas de Salud

Más de 45 organizaciones sociales de derechos humanos, de mujeres, feministas y alrededor de 60 activistas, prestadoras y prestadores de servicios de salud, integrantes de la academia y centros de investigación de toda Colombia, se unieron en el movimiento Causa Justa para buscar la eliminación del delito de aborto del Código Penal.

En las últimas semanas, el debate sobre la despenalización del aborto ha estado en primera plana de la opinión pública. El magistrado de la Corte Constitucional, Alejandro Linares, presentó esta semana ante sus compañeros de Sala Plena una ponencia de 172 páginas con la que ampara la protección de los derechos de las mujeres; su propuesta más importante en este proyecto de fallo es despenalizar el aborto hasta las 16 semanas de gestación. De aprobarse tal cual está escrito, se trataría de un fallo histórico no solo en el país, sino en la región. Sus planteamientos serán debatidos a partir de la próxima semana. (Puede leer: Los argumentos claves del magistrado Linares para pedir aborto libre hasta la semana 16)

A la par en el Congreso, la autodenominada bancada “provida”, está planeando una ley estatutaria para regular el aborto aún más, en especial el argumento relacionado con la salud mental de la mujer. Esto a raíz del aborto practicado en Popayán a una mujer con siete meses de gestación. Dos demandas interpuestas ante la Corte Constitucional que buscan la penalización completa del aborto también están sobre la mesa.

En medio de este panorama surge el movimiento Causa Justa, que “busca que las mujeres puedan de manera libre e informada tomar decisiones autónomas basadas en su propia conciencia moral”, y reconocer el aborto como un verdadero derecho fundamental y no un derecho parcial, informan. (Ver más: El ambiente que recibe a la ponencia sobre el aborto)

“Este es un momento clave porque el país está debatiendo en torno a una demanda que busca retroceder en un derecho adquirido por las mujeres colombianas, pero es un derecho que aún no se puede ejercer de una manera plena, justamente porque el aborto es un delito, lo que hace que cada cierto tiempo haya intentos de quienes son contrarios a los derechos y a la autonomía de las mujeres de ir hacia atrás amparados en el hecho de que el aborto sigue siendo un delito”, manifiesta Ana Cristina González Vélez, médica, doctora en Bioética y cofundadora de La Mesa por la Vida y la Salud de las Mujeres.

Para el movimiento, después de casi 15 años de seguir las reglas propuestas por la Corte Constitucional, el delito del aborto continúa siendo una barrera estructural que refleja la subvaloración de la vida de las mujeres, ya que, con frecuencia, deben llevar adelante embarazos y maternidades forzadas. Asimismo, que sea un delito viola los derechos fundamentales de las mujeres tales como la vida, la salud, el libre desarrollo de la personalidad, la autonomía y la privacidad, aseguran. (Le recomandamos leer: “Un aborto se debe hacer tan pronto como sea posible y tan tarde como sea necesario”: Mónica Roa)

“El aborto como derecho es un tema de justicia social. Las mujeres que no tienen acceso a un procedimiento seguro, a información completa y verídica, suelen ser las mujeres en condiciones de mayor vulnerabilidad económica y social. La criminalización afecta directamente a las mujeres en el campo, a las que viven en las zonas periféricas de las ciudades o a las migrantes. El tema no es aborto sí o aborto no, es aborto seguro o aborto inseguro”, sostienen las integrantes de la Campaña por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito – Colombia. 

Por eso, Causa Justa busca ampliar la conversación y exponer 90 argumentos en los explican por qué se debe despenalizar totalmente el aborto y eliminar el delito del Código Penal. Su propuesta resume más de 20 años de trabajo e investigación sobre el tema, explican.

Causa Justa busca acercar a mujeres, hombres, profesionales de la salud, funcionarios/as, organizaciones, redes de mujeres, políticas/os; medios de comunicación, líderes de opinión, ciudadanía en general, entre otros, a “un diálogo necesario sobre lo injusto que resulta el hecho de que las decisiones de las mujeres sigan estando sujetas a cuestionamientos morales y a señalamientos sociales”. Por ello, el movimiento reitera la importancia de eliminar el estigma y despenalizar social y legalmente el aborto.

Entre la agenda que esperan desarrollar están planteadas una serie de acciones legales, pedagógicas, comunicativas, artísticas y de movilización social, que se realizarán en diferentes territorios de Colombia y el mundo. Algunos de ellos son:

Comparte en redes: