Mezclar remedios herbales con medicamentos convencionales puede ser perjudicial

Los tratamientos alternativos podrían afectar el efecto de los medicamentos recetados hasta en un 60%, según un estudio publicado en el "British Journal of Clinical Pharmacology".

Mezclar algunas hierbas medicinales puede potenciar o inhibir el efecto de los fármacos convencionales. Jesse Taylor - Flickr

Usualmente cuando se toma una hierba o planta por sus propiedades curativas se piensa que, así no sané la dolencia, tampoco le hará daño al cuerpo. No obstante, un grupo de científicos de la Universidad de Stellenboch en Tygerberg, África, acaba de publicar un estudio en el que sugiere que algunas hierbas medicinales pueden ser dañinas si se mezclan con fármacos convencionales.

Para llegar a esta conclusión el equipo hizo una revisión de gran parte de la literatura disponible y encontró docenas de casos donde los tratamientos alternativos alteraban la prescripción médica. En algunos casos disminuía los efectos, en otros los potenciaba y, en unos últimos, incrementaba la probabilidad de sufrir efectos secundarios. Entre lo registrado había pacientes que sufrieron problemas al mezclar hierbas medicinales con drogas para la depresión, el VIH, la epilepsia y los problemas cardíacos.

Según explicó Charles Aworte, líder del estudio al periódico The Guardian, la razón detrás de esta investigación es que los científicos han visto con un poco de miedo cómo ha incrementado el uso de hierbas medicinales junto a drogas prescritas por médicos. El análisis, publicado en el British Journal of Clinical Pharmacology, incluyó 49 reportes de caso y dos estudios previos de observación: en total, encontraron 15 pacientes que habían sufrido de reacciones adversas.

Además, para estar seguros de que estos efectos adversos sí habían sido causados por la interacción entre las medicinas y las hierbas, rastrearon las propiedades farmacológicas de los ingredientes de ambos. Así llegaron a la conclusión que las hierbas eran responsables de potenciar el efecto de los fármacos en un 60%, incrementando los riesgos de sufrir efectos adversos.

Por ejemplo, uno de los casos reportados fue el de un hombre de 55 años que murió de un derrame cerebral mientras nadaba. Al hacer la autopsia los médicos se dieron cuenta que tomaba unos suplementos derivados de una planta conocida como ginkgo biloba con los que buscaba potenciar su función cognitiva. Sin embargo, los expertos creen que estos interfirieron con el medicamento que estaba tomando para las convulsiones, inhibiendo sus efectos.

Los casos fueron similares para otras hierbas como la salvia, la linaza, la hierba de San Juan y el té verde, al mezclarse con medicamentos como la Warfarina y las estatinas.

Por esto, según recomendó Awortwe, si usted es de los que toma alguna hierba medicinal, lo ideal es que se lo comenté a su médico, ya que hay probabilidad de sufrir efectos adversos.