Mosquitos transgénicos combatirán el zika en Brasil

Con mosquitos modificados genéticamente ese país espera reducir la propagación de los insectos transmisores de ese virus.

Imagen del mosquito aedes aegypti./ Flickr - Marcos Teixeira de Freitas

Un mosquito modificado genéticamente de la especie aedes aegypti, responsable de transmitir el virus del Zika (además del de dengue y chikunguña), será utilizado para combatir la epidemia que actualmente aqueja a Brasil, Colombia y a varios países en América Latina.

El experimento busca reducir la propagación del insecto, transformando los genes de los mosquitos machos para que su descendencia muera antes de que alcance la edad adulta y pueda reproducirse.

Oxitec, el laboratorio que produce los insectos, afirmó que su mosquito OX513A ha tenido éxito en la reducción de las larvas silvestres del aedes aegypti en un 82% en un vecindario de Sao Paulo.

Allí se liberaron alrededor de 25 millones de insectos transgénicos entre abril y noviembre de 2015. Los resultados fueron positivos y las autoridades reportaron una fuerte disminución en los casos de dengue en ese sector.

La infección por el virus del zika tiene por causa la picadura de mosquitos infectados del género Aedes, y suele generar fiebre leve, sarpullidos, conjuntivitis y dolores musculares. Además, a medida que crece el número de infectados, aumentan las sospechas de riesgos como la aparición de microcefalia en fetos o el síndrome de Guillain-Barré.

Por el momento, no existe ni una vacuna para prevenir el contagio ni medicinas específicas para tratar la enfermedad, que en cuatro de cinco casos no presenta síntomas.

Detectado inicialmente en África en la década de 1940, era desconocido en América hasta el año pasado, cuando apareció en el noreste de Brasil. El virus se ha propagado rápidamente por América Latina. Muestra de ello es que ahora el país tiene 13.531 casos de zika en 178 municipios de 28 departamentos.

De esos hay 500 madres en observación con el virus. Ninguno de sus hijos ha presentado hasta el momento indicios de microcefalia, pero lo cierto, como lo dijo hace un par de días Alejandro Gaviria, ministro de Salud, es que se espera que se identifiquen unos 400. Del síndrome de Guillain-Barré, lo más probable es que haya alrededor de 600.

Temas relacionados